“Está bueno ya de culpas”

Hacía mucho tiempo que Elsa y yo no nos encontrábamos. Mantenemos ese tipo de amistad intermitente, que permite que dos personas conserven el afecto, la simpatía que se profesan uno al otro, aunque se vean una vez al año. Y Elsa y yo nos conocimos en la residencia estudiantil universitaria de 3ra y F. Ella estudiaba Derecho; yo, Letras. Como suele decir, “tenemos historia y prehistoria”.

El tema principal sobre el que debíamos ponernos al día eran los nietos. Elsa acumula cuatro, yo he llegado a dos. Pero eso a lo que llamamos “la cosa”, como una liebre (o como una rana), salta cuando menos lo esperamos, se cuela en cualquier espacio y termina por dominarnos. Nuestro diálogo fue derivando del precio de los pañales desechables al desabastecimiento de las tiendas, y de ahí, quién sabe cómo, a las recientes y reiteradas entrevistas concedidas por Mariela Castro a diferentes medios, donde le preguntan por el próximo presidente de Cuba… y ya Elsa y yo estábamos metidos en lo inevitable. Porque faltan nueve meses (“El tiempo de un embarazo”, dijo ella) para que Cuba tenga un nuevo presidente.

“Y no sabemos nada”, me dijo: “Ni siquiera quiénes son o serán los posibles candidatos”. “Mariela Castro asegura que ella está observando a varios, que todos, como seres humanos que son, tienen virtudes y defectos. Pero yo quisiera saber a quiénes ella observa. ¿Tú tienes idea?”, pregunté, “porque a mí no se me ocurren muchos nombres”. “En estos momentos, allá”, la mano de Elsa señaló un sitio impreciso por encima del cine Riviera, “puede estar pasando cualquier cosa”. “A lo mejor el silencio significa que todavía no hay nada definido”, apunté.

“Se está hablando de una nueva Ley Electoral”, dije. “¿Y no te parece que cualquier cosa, por mínima que sea, que vaya a cambiar en esa Ley es un problema sobre el que todos tenemos derecho a opinar?”, contestó.

Habíamos decidido irnos a algún lugar acogedor y caminábamos por la calle 23, hacia H.

“¿Qué tú cambiarías de la Ley Electoral?”, pregunté. Ella comenzó a usar el lenguaje de su profesión: “El sistema electoral cubano se define en la Constitución. La Ley y otras resoluciones regulan los procedimientos”. Traté de que fuera al grano: “Olvídate de la Constitución, que de lo que se está hablando ahora es de la Ley Electoral, ¿qué te parece esencial o urgente modificar?”. “Por lo menos, la manera como se eligen los miembros de las asambleas provinciales y los diputados”. Estuvimos de acuerdo, como casi siempre. “Lo que hacemos es aprobar los candidatos, no elegirlos”, dijimos casi a dúo. Se elige cuando se opta por A o B. Ahora votamos para que A y B alcancen los votos necesarios para ingresar a las asambleas provinciales o al parlamento.

Como soy curioso, antes de escribir estas páginas me dediqué a buscar en Internet la Ley Electoral. En La Gaceta Oficial di con la número 72, de 1992, firmada por Juan Escalona Reguera. Lo desconcertante para mí fue que en el sitio web de la Asamblea Nacional del Poder Popular la que está es la 37, de 1982, con la rúbrica de Flavio Bravo Pardo. En la más actual, los delegados a las asambleas provinciales y los diputados se eligen de forma directa. En la anterior eran elegidos respectivamente por las asambleas municipales y las provinciales. Uno tropieza con errores que pueden ser reveladores.

Regreso a mi conversación con Elsa. Habíamos llegado a un café cuyas terrazas se abren a 23. Nos ubicamos cerca de la calle y en la mesa de al lado, un grupo de jóvenes se divertía a su manera. Un celular pasaba de mano en mano, y sonreían, celebraban.

“Se está perdiendo un tiempo que va a ser muy difícil recuperar”, dije.

Elsa se acercó a mí, en plan confidencial: “En estos días varias amigas, revolucionarias de toda la vida, me han dicho: ‘Yo quisiera poder votar por el próximo presidente de Cuba’”.

“Tampoco creo que la reforma electoral vaya por ahí”, dije. “Ni yo”, contestó: “Y eso es constitucional. Pero me conformaría con conocer quiénes son nuestros presidenciables y, lo más importante, saber qué piensan. Qué piensan de verdad, ¿me entiendes?” Sé que esa es una de sus obsesiones desde que dirigentes de los partidos comunistas de Europa del este encabezaron la restauración del capitalismo en sus países.

“Tú y yo”, me dijo Elsa, “tenemos un sentido de la disciplina, del compromiso, que no podemos quitarnos de encima”. “Está en los genes”, dije. “Así mismo. Pero ellos”, y señaló para la mesa vecina, “¿tú crees que van a respetar a alguien, y seguirlo, solo porque lo elijan desde arriba?” Los jóvenes parecían felices, es decir, cumplían con su deber de ser jóvenes. “¿Y te parece que ellos se preocupan por estos temas? ¿Que les preocupa quién va a presidir su país?”, me preguntó. “No te pongas esquemática y maternal”, le dije, “que hay indiferentes de cualquier edad, y jóvenes lúcidos y con ganas de participar. Pero si a los jóvenes no les inquietara todo esto, no sería culpa de ellos, sino de nosotros”.

Elsa saltó en su silla y estuvo a punto de derramar el té que aún no había probado. “Está bueno ya de culpas. Ni una más, ¿me oíste bien? De eso, no soy yo la culpable”, dijo. Levanté las manos como si me estuviera apuntando con una pistola. “Ni tú tampoco”, remató. Sacó de su taza la bolsita de té verde y se echó hacia atrás en su silla.

Quedamos callados por un rato, pero me importaba no perder el curso de la conversación. Probé a tomar otro rumbo: “Lo que sí, a partir del año que viene va a ser más fácil diferenciar lo que ha estado mezclado”.

Fue Elsa quien quedó confundida.

“Tener más claro que la nación no es lo mismo que el sistema político, que el sistema no es equivalente al Estado, que no es lo mismo el Estado que el gobierno”.

Su mirada me dijo que empezaba a comprender.

“En este caso, sobre todo el gobierno”, dijo: “Yo quisiera alguna vez poder criticar al gobierno sin que me confundan con los que quieren el capitalismo para Cuba”.

Elsa y yo siempre nos hemos comprendido muy bien. “La enorme mayoría de los que se oponen a Trump no quieren derrumbar el capitalismo en los Estados Unidos”, dije, para impulsarla. En mi taza apenas quedaba una gota de café, y pedí la cuenta. “Yo invito”, advertí.

Elsa no tenía ninguna intención de que nos fuéramos de allí. “El día en que incluso podamos oponernos a un gobierno cubano porque sea inepto o corrupto, sin que nadie nos acuse de ser anexionistas o de estar manipulados por ‘el enemigo’, ese día seremos más fuertes y más libres”.

“¿Quiénes?”, le pregunté. “¿Cómo que quiénes?” “Sí, ¿qué quieres decir con ‘podamos’, ‘seremos’…?”

Se echó a reír: “Tú y yo, por lo menos, ¿no?”

Artículos Relacionados

Comentarios

Vicente Feliú

22 Mayo, 2017

OVACIÓN.

carlos

22 Mayo, 2017

Felicidades a Arturo. ¿Cómo es posible que tras casi 60 años con un mismo apellido en el gobierno llegue esta hora y apenas se hable de nuestro próximo presidente? ¿O es que acaso somos el único país del mundo que sabe desde hace años cuál será su próximo gobernante? ¿Cuál es el proyecto de socialismo o de país que nos proponen esos nuevos candidatos? ¿Cómo y quién los elige? Los lineamientos han demostrado que sólo sirven para generar a una nueva clase y consolidar los intereses que hay usurpado su vocación social al socialismo cubano. ¿Dónde está el candidato dispuesto a tomar el toro por los cuernos? ¿Si alzara su voz y dijera lo que realmente piensa, tendría opciones de llegar a presidente? ¿Para qué lo queremos si no interesan esos cambios reales que todos esperamos? En fin, que lo que Artruro ha hecho ha sido descorrer el velo que cubre una estafa que a nadie en Cuba sorprende.

Adrián, por falta de una hay miles de fotos y videos de opositores recibiendo más que palos en Cuba. El mundo entero las ha visto. Así ha sido desde los tiempos de los campos de concentración para religiosos y homosexuales, pasando por los actos de repudio, las brigadas de respuesta rápida y ahora frente a las damas de blanco. Donde no se habla de eso es en el Granma y en la Mesa Redonda. ¿O por qué crees que ha sido censurada la película Santa y Andrés?

Adrián

22 Mayo, 2017

Ruben, si quieres podemos hablar de otros cuantos paises donde hay mas millones recibiendo palos y una miseria inimaginable..y ninguno es socialista. Puede preguntar en México. O en Arkansas.
Y sobre países socialista con nivel de bienestar, puedes preguntar en Vietnam. Y en China aunque digas que no. Y por favor, tú no sabes lo que es el capitalismo salvaje. Ni China ni Vietnam ni Cuba clasifican en ese grupo.
Y me avisas cuando tengas una foto de alguien recibiendo un palo en Cuba. Porque de esas, en Brasil, Argentina, Colombia, hay bastantes.

Aramis Castaneda

21 Mayo, 2017

Creo que una de las candidatas a la presidencia será Mariela Castro -y no precisamente por ser la hija del actual presidente- y si, lo que digo, se convierte en realidad,,tiene muchas posibilidades de ganar……

La pregunta no es si se puede mencionar una “democracia perfecta” que evidentemente no existe. Lo mas importante es saber que existen muchos paises capitalistas que sin ser perfectos han logrado un desarrollo avanzado con cierto nivel de bienestar y libertad para su poblacion. Ahora, que alguien mencione un pais comunista o socialista que haya logrado eso? NINGUNO. Y no me digan que China porque China es una dictadura con capitalismo de estado salvaje (igual que el de Cuba) donde hay todavia millones pasando hambre y recibiendo palos por opinar difernte (igual que en Cuba).

silodigo mejoden

19 Mayo, 2017

mi voto va pal que me deje comprar un carro con entrada de 300$, que permita que se creen empresas y que estas puedan importar por ejemplo guaguas para que se mejore el problema del tarnsporte, que tambien se puedan importar todo tipo de insumos para el sector privado y asi este pueda prestarle un mejor servicio a la poblacion, pero sobre todo al que no oblige a los recien graduados univ a ser profesores, al que deje que entren empresas internacionales que esten interesadas a invertir en la investigacion cientifica, y otras areas por que no, a y que si fuera posible dejara a alguna que otra empresa telefonica entrar al mercado cubano para que asi acabe el abuso de etecsa, faltan mas cosas pero por lo menos si cumple con estas yo lo votaria, no importa quien sea, ni si tiene millones, lo que importa es que deje a este pais desarrollarse, que abran la pilita, para que llege el agua a todos, y hay tu veras que ni bloqueo ni embargo ni la madre de los tomates misma va a ser problema, es mas me pueden poner dies bloqueos mas que con estos pequeños detallitos resuelto ganamos la gerra.

thomas

18 Mayo, 2017

Se han pasado 50 años, diciendo que si la juventud es el relevo de la revolución, que si hay que confiar en los jóvenes, que si los pinos nuevos, y yo me pregunto dónde están los jóvenes en las altas esferas de la vida política de este país. Que paso con Hasan Pena, Carlos Lage, Felipe Pérez Roque (me lo tope en Altahabana hace unos días en la cola del pan), Otto Rivero, Balenciaga, por citar ejemplos. A todos le encontraron algún que otro defecto y los barrieron de todo escenario político. Imposible que un país salga adelante económicamente si está dirigido por sujetos cuyo promedio de edad oscila entre los 70 y 80 años. De por sí, está demostrado que las personas de la tercera edad son reacios al cambio, ofrézcale a un viejo en cualquier empresa, un programa informático contable y explíquele que presionando 4 botones va a configurar fácilmente una factura, es muy probable que cuando usted de la espalda le hagan una peineta y sigan introduciendo los datos por Excel.

Los millones que gana GAESA son destinados a darle casas en el municipio Playa a los coroneles, generales y etcéteras de las FAR. Hace unos años trabajé en una de las sedes de la ONDI (Oficina Nacional de Diseño), quedaba en 41 y 42. El lugar se caía a pedazos, y la ONDI, que supuestamente pertenece al Estado, no podía costear la reparación. Se mudó la ONDI como a 2 o 3 locales más. 2 años más tarde, las casas de la ONDI de 41 y 42 están NUEVAS acabaditas de sacar del nylon ¿Y quién está ahí ahora? -pregunto de ingenuo- . Un militar de las FAR. -Me responden.

thomas

18 Mayo, 2017

El hecho de que el proceso electoral sea protegido por niños, devela la poca seriedad del asunto, en definitiva, qué más da que pierdan 20 o 100 000 boletas, si el presidente de la república es prácticamente vitalicio, elegido por los miembros de la asamblea nacional por unanimidad.
Pero bueno si en ese mes obtengo un buen pago por resultado, en los días previos al proceso electoral llega al mercado el pollo por pescado y además no me levanto con el moño virado ese mañana, podría hacerme el de la vista gorda y asistir a las urnas como un revolucionario más, en todo caso mi voto seria para el poderoso Ricardo Cabrizas. No sé, me dejo buenas sensaciones su reciente gira por oriente medio donde no se sabía quién era el sultán, el o los que lo recibieron. Además, cumple con todos los requisitos, más de 75 abriles en las costillas, 220 lbs, una mansión en Siboney de 10 cuadras, 3 carros, par de infartos en el miocardio, prótesis de cadera, buena labia (muy importante) ……. en serio le veo buena pinta para ocupar el trono.

Bueno yo voto por el que desarrolle el Internet en Cuba asi mismo el que ponga Internet en el hogar para ese va mi voto.

Juan Carlos

17 Mayo, 2017

Sobre otras cosas que mencionas, ¨Hay muchos que hablan aqui, se quejan de todo, hacen muy poco, pero luego quieren que el estado les saque las castañas del fuego. Pal carajo.¨, por favorrrr, el estado no saca castañas de nada, somo nosotros los que llevamos 60 años sacándoles las castañas a esos burocratas indolentes, dandoles carta blanca sobre nuestro dinero para que lo malgasten en proyectos sin sentido y en los que muchos no hemos estado de acuerdo. Todavía hay quien usa esa frase de ¨el estado hace un esfuerzo muy grande¨ por favor a quien se le ocurrio eso, los unicos hacemos el esfuerzo somos los trabajadores que aportamos nuestro sacrificio cobrando un salario de miseria para que ellos los administradores se lo gasten de manera irrespondable, y todavia tenemos que aguantar que los Ramiro Valdeses nos hable de papa estado, Papa somos nosotros que les hemos mantenido su nivel de vida.

Juan Carlos

17 Mayo, 2017

Adrian, puedo decirte sin temor a equivocarme que de acuerdo con lo que dices Cuba debe estar llena de paranoicos. No queramos tapar el sol con un dedo, en Cuba hay temor a llamar las cosas por su nombre es un temor que parafraseando el presente articulo lo llevamos en los genes, cuantas veces no hemos oido la frase “habla bajito” cuando alguien en publico se ¨emociona¨ y empieza a decir lo que piensa, cuantas veces no hemos oido la frase (casi amenaza) ¨no te vi en el desfile”. Que acaso no sabemos los encargados de las elecciones van de puerta en puerta tocándoles a los vecinos para que vayan a votar y si después en el CDR piden opinión del comportamiento del ¨compañero¨ uhmm. Las elecciones todos sabemos que pasan sin penas ni gloria son un mero tramite para que todo siga igual desde hace décadas. Alguien puede decir en serio que sintió un punto de inflexión en las votaciones de tal año, no lo creo. El problema de Cuba no es solo el gobierno que si es extremadamente corrupto, somos todos, todos robamos para sobrevivir, o compramos robado que es tambien un delito . Adrian usted me puede decir con seguridad que se hace con el dinero del pueblo en este pais ?. Los millones que gana GAESA a que son destinados ?. Me puede decir como es posible que ahora después que Obama suavizo muchas leyes y hay casi 6 veces mas turistas que antes por que estamos incluso peor que antes ?. Es conocido que el difunto disponía de fondos que manejaba a discreción, para regalarle televisores a venezuela, equipos medicos a ecuador, en youtube en una entrevista que Randy Alonso le hace este revela sin sonrojarse que tomo 30 millonsitos (como si fuera dinero de bolsillo) para darselo a Corea del Norte para que compraran bombillos ahorradores, y la asamblea nacional ?, bien gracias.

Adrian, a veces la corrupción y la ineptitud puede estar disfrazadas. Pero supongamos que la incapacidad no sea del gobierno sino de funcionarios mas abajo. Despues de 60 años, no crees que es una ineptitud del gobierno el no poder generar funcionarios que funcionen? Cual es el origen de que casi todo el mundo tenga recurrir a la bolsa negro o a algo ilícito para resolver su dia a dia? De quien es la culpa? y no me digas que es del imperio por favor, dejemos al imperio a un lado por un rato.

Eyder Laotoledano

16 Mayo, 2017

A mi me preocupa lo de la Constitución. De renovarse y que esa renovación partiera de una Constituyente popular, pero que involucre a todos los cubanos nacidos en la Isla no importe dónde estén, entonces las cosas serán más claras y democráticas. Entonces que se hable de elecciones.

Adrián

16 Mayo, 2017

Que yo sepa, ningún gobierno cubano desde 1959 ha sido inepto o corrupto. Que haya funcionarios ineptos o corruptos (y que muchas veces callamos cuando sabemos que lo son porque no queremos convertirnos en “delatores”) no significa que un gobierno lo sea.
Y el gobierno que durante 60 años ha desarrollado este país bajo brutales presiones externas, no creo que haya sido inepto o corrupto.
Hay muchos que hablan aqui, se quejan de todo, hacen muy poco, pero luego quieren que el estado les saque las castañas del fuego. Pal carajo.
Y respecto a Elsa, creo que debería escuchar mucho más su propia calle, porque si hay un lugar donde critican al gobierno en el mundo, es en Cuba.
Y seguir creyendo que la gente va a votar “para no marcarse en el cdr” raya en la paranoia. Yo no voté en el 2008 y nadie me dijo nada. Y soy militante del PCC. Y critico las cosas que pasan en Cuba y no me gustan, y no me lo reprochan. Y como Arango quiere separar cosas, le sugiero que generalice menos y entienda que no todos los del gobierno son iguales. De hecho, no creo que haya esa “ineptitud” y “corrupción” tan generalizada. Hay mucha gente aqui que se revienta para que todos los días, otra gente aqui siga hablando sin hacer.
Que nuestros diputados tienen que hacer su trabajo mejor, perfecto. Es verdad. Lo necesitamos.
Y respecto a Juan Carlos, si puedes, mencioname una democracia “perfecta”.

Yaite Luque

16 Mayo, 2017

Arturo, siempre tan lúcido, gracias por dejar el vacío de una generación sin precedentes ideológicos. Tomará su tiempo, pero se puede recuperar la noción de nación, cacofonía explícita e intencionada.

Angel Isaac

16 Mayo, 2017

“Ni de las riendas de su caballo debe desasirse el buen jinete; ni de sus derechos el hombre libre. Es cierto que es más cómodo ser dirigido que dirigirse; pero es también más peligroso. Y es muy brillante, muy animado, muy vigorizador, muy ennoblecedor el ejercicio de sí propio. Estas cosas venían olvidando las gentes de este pueblo…… Ya lo dijo el Apostol en esta frase que marque a mi antojo.
En el olvido quedaran grandes conceptos: Republica, ciudadano, voto. He ahi la causa de de nuestra libertad menguada. Hace rato no somos ni fuertes ni libres.

Juan Carlos

16 Mayo, 2017

“No mas culpas”…. en serio ?. Pues hay muchos que piensan que la generación de nuestros padres (con buenas intenciones o no) no solo nos dejaron un pais en ruinas sino que también nos heredaron las cadenas que nos impiden cambiarlo. Hablemos claro y llano las elecciones en Cuba son una FARSA total. Las personas van a votar mas para no marcarse en el CDR que por que piensen que las cosas va a mejorar. Ese es un sistema hecho para que todo siga igual, donde todos saben de antemano quien va a salir, para que hace falta que policías custodien las urnas si todos saben que saldrán los mismos que siempre han estado en poder y los que sean nuevos no tienen poder para cambiar nada, Ni siquiera los diputados de las asamblea nacional aportan nada. Alguien por favor recuerda una ley, una sola ley que haya sido resultado de alguna iniciativa de ley de algún miembro de la asamblea nacional estuve buscando en google durante horas y no la encontré. Por otro lado no solo es la ley electoral sino la Carta Magna que contiene una sarta de terminología ambigua como términos como comunista, alguien ha visto un sistema verdaderamente comunista si ni los rusos que fueron los que mas se acercaron lo saben, como se puede plasmar un termino en la constitucion de algo que esta en ¨construccion¨, finalmente alguien me puede decir para sirven las elecciones si la constitucion dice:
artículo 5o.- El Partido Comunista de Cuba, martiano y marxista-leninista, vanguardia organizada de la nación cubana, es la fuerza dirigente superior de la sociedad y del Estado, que organiza y orienta los esfuerzos comunes hacia los altos fines de la construcción del socialismo y el avance hacia la sociedad comunista.
O sea el primer secretario es el verdadero presidente de cuba, como las primeros secretarios provinciales todos sabemos que son los que administran las provincias.

Maria Angeles

16 Mayo, 2017

Buen articulo, me hizo cuestionar algunos conceptos predefinidos q aprendemos de memoria sin detenernos en la esencia, por ejemplo, me gusta eso de criticar el gobierno, pero no al sistema politico, para mi hasta ahora, es lo mismo.

Fernando Alonso C.

15 Mayo, 2017

Hola, estuve leyendo la conversación mantenida entre el señor Arturo Arango y la Señora Elsa, los dos son amigos desde hace años segun reconocen. Versaba este diálogo sobre unas posibles elecciones para un nuevo Presidente del Gobierno de la República de Cuba. No entiendo mucho de la política sobre lo que ellos llaman la ” Ley Electoral “. Yo entiendo que esa ley es tan relevante como que con ella se decidi como se desea elegir quienes serán los que representen al Pueblo y les defiendan ante la Asamblea Nacional. Ellos con razón,, consideran, segun yo entendi, que, como cualquier elector, ellos deseen ejercer su derecho al Voto,, con dos Opciones para Votar,, yo no les tengo, ni debo mostrarles ese camino, pues los veo para ser mis Maestros, y solo me permito,, no la Libertad de Hablar, y si, de lo que estoy satisfecho, que es, cuando yo tomo mi Papeleta y elijo a quien deseo darle mi Voto, Libre y Secreto. Con esto termino saludando a los dos Contertulios, con ellos aprendí un poco mas, que las Leyes se pueden mejorar con cambios, y lograr mejoras, sin perder la esencia de la Revolución, logrando con los votos, a los mas Capacitados en beneficio del País Cubano.

Jhonny

15 Mayo, 2017

Buen relato.

Zamira

15 Mayo, 2017

Muy buen relato, esto que dices depende a veces de tantos nadies: “El día en que incluso podamos oponernos a un gobierno cubano porque sea inepto o corrupto, sin que nadie nos acuse de ser anexionistas o de estar manipulados por ‘el enemigo’, ese día seremos más fuertes y más libres”, depende de nadies como ese tal Iroel Sanchez, que acomoda y descontextualiza a su antojo para que todo ajuste en la lógica de quienes lo alientan y pagan su sarta de difamaciones. A veces personas así tiene el poder de establecer quien es revolucionario o no, y convertir en delito el empuje de quienes intentan hacer uso de la “libertad de expresión” en Cuba.

El texto es tan ambiguo como la realidad misma. Pero hay que felicitarlos porque al menos al final se dice una de las frases mas importantes que deberíamos decir hoy a toda voz: “El día en que incluso podamos oponernos a un gobierno cubano porque sea inepto o corrupto, sin que nadie nos acuse de ser anexionistas o de estar manipulados por ‘el enemigo’, ese día seremos más fuertes y más libres” !!!!!!!

Rolando Leyva Caballero

15 Mayo, 2017

En silencio ha tenido que ser. Una vez más. Hasta el final. El secretismo es una de las estrategias más socorridas del gobierno cubano que ha regido los destino del estado, la nación, el pueblo, durante las últimas seis décadas. No sienten ni tienen la obligación de informarnos de absolutamente nada. Las rendiciones de cuentas no pasan de ser una burda farsa demócratica, de aparente participación ciudadana en la crítica y la toma de posesiones más que trascendentales. En cuanto a Mariela Castro Espín, está observando a las presidenciables hace décadas. Porque los aspirantes mas cercanos y posibles, forman parte, no puede ser de otro modo, de su entorno familiar, en primera instancia, o algún advenidizo dispuesto a ser manejado como una marioneta, muy al estilo del último presidente de la República de Cuba, el desafortunado Osvaldo Dorticós, suicidado, no en el cumplimiento del deber con la Patria, sino cuando ya había caído en el olvido. Estamos enfrentando un evidente proceso de sucesión política familiar, dinástica, nepotista. Ni siquiera apostarán por un lavado de cara. Es ingenuo esperar o pensar que se producirá algún cambio que no convenga a los que ya detentan y ejercen el poder, desde la monotonía ideológica de una familia única, y su herramienta fundamental, ese partido único, renuente al juego y rejuego democrático de arriesgarse a perder la primacía de cara a unas elecciones muy al estilo “burgués” y “liberal”. No ocurrirá ningún cambio que no seamos capaces de propiciar desde el empoderamiento y la lucha de la sociedad civil en su conjunto. La restauración capitalista en Cuba parece inevitable y vendrá de la mano de lo políticos pragmáticos, que en nombre de la salvaguarda de la Patria y de las conquistas del Socialismo, acabarán enterrando una muy buena oportunidad de cambiar lo que debe ser cambiado, antes que nada, a los que ya mandan.

Alejandro Abreu

15 Mayo, 2017

esta revista parece editada por la ultima sesion de la internacional comunista… que asco. Lastima que no podre recuperar los ultimos 10 minutos que pase leyendo esto.

LAS NOTICIAS EN TU BUZÓN

Suscríbete a nuestros boletines para que estés al tanto de los artículos más relevantes publicados en OnCuba.

Publicidad

Urbanización

La caricatura