Clásico Mundial 2017: Alevosía

Penosamente, Cuba recibió de manos de Holanda la peor paliza admitida por un equipo en este Clásico Mundial. Fue un encuentro que apenas duró siete entradas, en seis de las cuales los europeos anotaron por lo menos una carrera. Lástima, porque hasta el momento no habíamos sido avasallados en la cita. El resumen del choque, monótono por lo desbalanceado, cabe en estos escasos, breves párrafos.

Con el agua más allá de la barbilla, Carlos Martí hizo cambios. Decidió dejar fuera a Cepeda y en su lugar coló a Avilés en la partida titular, con Despaigne transferido a la función de designado. Gracial asumía ahora el tercer turno en el line up, y Saavedra recibía una nueva oportunidad de redención.

Solo había sacado un out Lázaro Blanco y ya Cuba perdía 3×0 por un despampanante jonrón de Wladimir Balentien con dos en bases. Como le sucediera frente a Australia, otra vez el derecho granmense lucía dubitativo en el montículo, sin el control, velocidad y calma que lo caracterizan en sus aperturas en Series Nacionales. Poco después haría un “boom” ruidoso, víctima de una seguidilla de imparables. Tanto que lo guardamos para el ‘juego bueno’, y el hombre no alcanzó los cinco innings de faena en dos salidas.

A medida que la lluvia ácida arreciaba (4×0 en solo dos entradas), la narración hacía hincapié en que no éramos favoritos, en que se estaban cumpliendo los pronósticos, y en que “esto ya lo habíamos dicho”. El parche antes del hueco: a fin de cuentas, toda una tradición doméstica. La profilaxis en acción, para que nadie se atreviera después a sentirse defraudado. “Ellos están con sus bigleaguers”, se escuchaba. Lo curioso es que nunca se dijo que nosotros tenemos más y mejores ligamayoristas que los holandeses.

En la tercera entrada ya se había acabado el desafío. Cuadrangulares de Balentien –su tercero del evento– y Yurendel de Caster pusieron 7×0 la pizarra, y la cara de Vladimir García resumió con un gesto la frustración de un equipo que veía partir su última nave de esperanzas rumbo a las semifinales.

En la lomita contraria, el zurdo Diegomar Markwell mantuvo a los cubanos en un puño. No regaló boletos, permitió el primer incogible en el cierre del tercero y perdió la lechada en el quinto por dobles de Saavedra –el mejor por Cuba con dos hits– y Víctor Víctor Mesa. Shairon Martis preservó en el séptimo la abrumadora ventaja de los tulipanes. La tropa de Carlos Martí lució indefensa.

Con estos jugadores que asistimos, el nivel de Holanda nos excede como un saco de Oliver Hardy a un peso minimosca. ¿Llegarán los Pito Abreu y compañía en el Clásico de 2021?

Un detalle curioso: de los primeros 12 outs que sacó Cuba, siete fueron por la vía del elevado a los jardines. Y si empatáramos las dimensiones de dichos batazos, tal vez habría sido suficiente para trazar un caminito de regreso hasta La Habana. Ese que ahora les toca emprender a unos muchachos que, medio desarmados, consiguieron batirse con decoro hasta el ignominioso resultado contra Holanda.

Wladimir Balentien (derecha) castigó a Cuba y Holanda pasó a semifinales. Foto: AFP.
Wladimir Balentien (derecha) castigó a Cuba y Holanda pasó a semifinales. Foto: AFP.

RESUMEN

Momento clave: Tan temprano como en el episodio inicial, Balentien despachó una pelota que puso el score 3×0. Ya no habría vuelta atrás.

MVP de Cuba: Ni idea.

La pifia del juego: No importa si hubo alguna. El rival era tan superior que no vale la pena hurgar en otras causas para la derrota.

La frase de hoy: La derrota –¡qué buena consejera! – no dejó espacio para la creatividad de nuestros hacedores de frases. Sinceramente, lo lamento.

Ganó: D. Markwell. Perdió: L. Blanco. HR: Balentien 2, Y. de Caster, K. Sams.

Dejados en base: 4. Dead ball: G. Avilés. Double play: Y. Alarcón.

Strikes en primer envío-Bateadores enfrentados: L. Blanco 6-11; V. García 6-10; Y. Torres 2-4; J. Martínez 0-2; L. Martínez 6-12.  

Strikes cantados-Strikes tirándole-Fouls-Bolas en juego: L. Blanco 8-2-4-9; V. García 7-1-3-7; Y. Torres 2-1-1-3; J. Martínez 0-0-1-2; L. Martínez 11-4-4-9.

Rodados-Líneas-Elevados: L. Blanco 1-0-3; V. García 2-0-2; Y. Torres 0-0-1; J. Martínez 0-0-1; L. Martínez 4-0-3.

Puntuación del abridor: 29.

DEFENSA

Error: Y. Gracial, V.V. Mesa.

 

Artículos Relacionados

Comentarios

Voy a extrañar esta WBC 2017 por los comentários de seguimiento q el autor de este reportaje hizo desde q comenzó la participacion de Cuba. Le sugiero al autor aprovechar esta atmosfera de WBC y referirse en futuras publicaciones a dos aspectos: la posibilidad real de que en próximas competiciones de alto nível participen los “bigleagers” cubanos (u otros q juegan en otras ligas pero de manera independiente del Inder) atendiendo a las voluntades, fundamentalmente políticas, de las autoridades cubanas y a las voluntades, de muy diversos generos, de las autoridades ligamayoristas o de otras ligas.
El otro tema seria el del ejercicio mental de conformar hoy por hoy un equipo del nivel de Holanda con los jugadores de allende los mares cubanos, suponiendo q todas las condiciones ideales para esto estuviesen dadas; pues no me queda claro que, siendo uno de los principales actuales de la pelota cubana, el pitcheo de un Dreamteam Cubano esté a la altura de lidiar bateadores de un evento del calibre de WBC. Me vienes a la mente 2 o 3 pitchers pero…será eso suficiente?
Agradecido de antemano…

ojalá que no sea así, no quisiera ver ni a Pito, ni a Yuliesky representando a Cuba, que sigan bien donde están y muchas cosas buenas para ellos,,,,ojalá que en el 2021 el premio sea para los que aplaudimos aquí, en Cuba , que vamos a ver al estadio, esos que juegan en terrenos duros, con los implementos que puedan, aquellos que nos hacen reír, disfrutar y lamentarnos y criticarlos en nuestra serie nacional cuando ganan o pierden, esos que apoyamos que sean los mismos que puedan ir a representarnos al clásico del 2021.

Alfredo

15 marzo, 2017

Muy contento con la debacle del sistema politico deportivo cubano y la expulsion de Venezuela de la OEA…

Cronica de una muerte anunciada, pero es lo mejor que le puede pasar al deporte cubano, tal vez por el bochorno el INDER y sus superiores escuchen a la AMPLIA MAYORIA del pueblo cubano que pide un equipo donde jueguen todos los CUBANOS, pero sabemos que eso no va a pasar, al menos hasta que sean los mismos de siempre quienes deciden por nosotros.

Enrique

15 marzo, 2017

Amigo Javier por suerte la inmensa mayoría de cubanos de ambos lados del charco quieren un equipo con lo mejor de nuestros jugadores en el equipo Cuba.sin inmiscuirse en política lo q genera división y odio.sólo para alegría de millones de cubanos .incluso creo q en lo más profundo de su ser. A usted también le encantaría.gracias

Artemio Languera

15 marzo, 2017

Hola:
Alguna vez se dará cuenta alguien que NO es la aptitud, NI la actitud, Ni los errores del juego, NI la falta de ofensiva… es el nivel de beisbol que tenemos hoy -por cierto MUY por DEBAJO del que tienen todos los que lo juegan, o no-… es simplemente que debemos cambiar el beisbol completo y adaptarlo a nuevas tendencias de nuestra vida y sociedad. Nadie se da cuenta de cómo funcionan las cosas en el sector de la cultura y DISFUNCIONAN en el campo del deporte, pudiendo recibir tratamientos y métodos similares? El beisbol en Cuba debe cambiar de gestión, de dirección, de mentalidad, de implementación y valorar que NO está muerto, en Cuba lo estamos matando, nuestros peloteros están destacándose -con o sin bloqueo y con o sin restricciones del Gobierno yanqui- por todo el mundo y a todos los niveles y el éxodo -casi masivo- es producto de muy malas políticas y malas decisiones… alguien puede acabar de cambiar esto? Ni Martí es el culpable, ni Cepeda, ni Saavedra, todos son el resultado de un mal camino tomado que debe ser rectificado.. y por favor no hablen más de la base, que es donde más se trabaja y con menos recursos en Cuba, NADIE VA A VER LO QUE SE HACE HOY EN LA BASE!!! No hablen más sin saber! Acaben de cortar de tajo las políticas arcaicas y obsoletas que tienen moribundo al deporte y cultura nacional de Cuba!!!

Vaquero RF

15 marzo, 2017

Si Javier, y que para el 2021 vuelvan las novenas de carne de res (por la libreta) a la carnicería, que vendan leche condensada y evaporada en la bodega otra vez, que las pizzas cuesten 1.20 MN, que se reagrupe la Unión Soviética y —sobre todo— que al Clásico Mundial solo asistan peloteros amateurs, para volver a creernos que tenemos en el mejor béisbol del mundo. Con estas ideas que aporto y las tuyas seremosssss ¡¡¡¡CAMPEONES DEL CLÁSICO MUNDIA DE 2021!!!! Hurraaaaaaaaa

Es irrespetuoso ver como algunos cubanos prefieren el declive de nuestro deporte nacional y encima apoyan el destierro de sus iguales con tal de continuar con un orgullo extremedamente absurdo e incomprensible. Seria muy saludable, que alguien expusiera las razones LOGICAS por las cuales nuestros jugadores, que hoy militan en otros paises, que hoy juegan en otras ligas, no pueden representar a nuestro pais en los torneos internacionales. Por favor, si alguien se va a tomar el trabajo de explicarme, solo le pido que primero se lo explique a si mismo y si se convence, proceda con la aclaracion! Recuerde ademas que casi todos los pobladores de este planeta pusimos el grito en el cielo cuando el presidente Trump intento prohibir la entrada de ciudadanos de otros paises a territorio estadounidense, sin embargo nadie protesta cuando nuestros deportistas (los que tienen ciudadania cubana de nacimiento) no pueden jugar por su pais! Cuando menos triste!

Lolo Lopez

15 marzo, 2017

Javier, esos que tu dices son tan cubanos como tu !!! si solo quieres ver los terrenos duros bla bla bla quedate viendo la serie nacional y no veas el clasico, competir con los de aqui es por gusto por eso estamos como estamos por mentes como la tuya !!! y si seguimos con tu pensamiento deduzco entonces que no veriamos nunca jugar a messi con argentina, a cristiano con portugal, a neymar con brasil, a pau gasol con espana y no sigo porque la lista es interminable. Abre tu mente campion !! la politica no lo es todo, es mas bien poco !!

saludos

Senor Kubala, el problema que los holandeses consideran holandeses a esos jugadores que tienen en Grandes Ligas y Cuba, al contrario los considera traidores y vende patrias ademas de despojarlos de su ciudadania y su residencia.Esa es la simple diferencia de por que nos ganaron…asi de simple

Rodney y demas que han escrito que viven en el extranjero,si quieren comprobar si son ciudadanos cubanos aun vayan a Cuba cuando hayan elecciones del Poder Popular y vayan a un colegio y digan que vinieron a votar para que vean que les dicen:simplemente no son ciudadanos cubanos.
O vayan a un consulado cubano en el extranjero y digan que quieren hacer una gestion legal sobre un testamento o propiedad en Cuba desde ese consulado para que vean que ni le abren la puerta….por favor,pongan los pies en la tierra

alguien tendrá deseos de ver beisbol en Cuba después de este descalabro bochornoso?, y no culpo a los atletas, ni tan siquiera a la dirección del equipo, es un cáncer que ha minado el beisbol y la pasión por el. nadie quiere volver a escuchar las palabras tan artificiales de nuestros narradores describiendo como si nada hubiese pasado cuando comience de nuevo el campeonato, de hecho, creo que deberia revisarse hasta eso, si hacemos o no campeonato como hasta ahora, el INDER y la dirección del país son los máximos responsables de haberle quitado al pueblo ese goce por la pelota…y no solo es la pelota, aqui no queda ya ningún equipo de deporte colectivo que valga la pena.

CubanFan

15 marzo, 2017

AmdBoy. El ejercicio mental que sugieres hasta los de la MLB se han encargado de resolverlo. Durante la retransmisión del primer juego de Cuba vs Japón “sugirieron” una alineación utilizando bigleaguers cubanos (en Cuba no se vio porque lo cortaron). La traducción del texto venía a ser: JUGADORES NACIDOS EN CUBA ACTIVOS EN MLB NO ELEGIBLES. El listado lo conformaban: Grandal C, Abreu 1B, Moncada 2B, Díaz SS, Gurriel 3B, Tomás LF, Céspedes CF, Puig RF, Morales DH.
Se puede estar de acuerdo o no con esta alineación, pero no cabe duda que es una tanda bien fuerte. Por establecer un baremo, a estos titulares los de Fangraphs le proyectan un WAR (Steamer600) combinado de 15.8 para la temporada de 2017. Pero si movemos a Díaz a 2B para poner a Iglesias como SS e incluimos a Martín en el OF por Tomás el WAR aumenta hasta 20.4! La alineación titular de USA en el Clásico-2017 (WBC) compila un WAR proyectado de 30.4, la de R. Dominicana 26.3, la de Venezuela 20.3, Puerto Rico 16.1……… Cuba sería uno de solo 5 países que podría abrir con una alineación conformada 100 % de bigleaguers (todos ellos titulares en sus respectivos equipos de MLB).
Para nuestros lanzadores en la MLB la situación no es igual de buena (más aún luego de perder a nuestro As, José Fernández), pero aun así se podría juntar un staff con jugadores activos o con experiencia en el Big Show + algunos con buenos resultados en las menores. Entre los abridores, los zurdos Ariel Miranda y Roenis Elias están programados para abrir en algún momento la próxima temporada con WAR proyectado de 1.8 y 1.4 respectivamente (según Steamer600 de Fangraphs). Odrisamer Despaigne y Raul Valdes tienen experiencia en las mayores y el último está teniendo algo de éxito en la liga de Japón. Norge Luis Ruiz, Vladimir Gutiérrez, Yadier Alvarez y Cionel Perez, entre otros, se pulen en las menores. El bullpen, encabezado por Chapman como cerrador (WAR proyectado de 1.6) e Iglesias como preparador (WAR de 0.8), tendría que ser sólido. Aquí también se podría incluir a Armando Rivero, Raudel Lazo, Hinojosa, Hassan Pena, Roibal, Mendoza, Concepción, Echemendia, Sierra……
Este staff de lanzadores, sin llegar a ser fuera de serie, sí que incluye algunas muy buenas piezas con calidad suficiente para un torneo tipo WBC. Por establecer alguna comparación:
Bruce Chen, el abridor del juego por China, estuvo durante 17 años en las mayores pero no lanza allí desde el 2015 (0-1, 12.79 ERA, 6.1 IP para Cleveland). Con 39 años no le permitió carreras a Cuba en 2.2 IP!
Warwick Saupold, el abridor del juego por Australia, tiene experiencia de 5 temporadas en las menores y el año pasado lanzó para 1-1 con ERA de 7.45 en seis juegos por Detroit (le batearon para AVE de .395). No le permitió carreras a Cuba en 4.0 IP!
Jason Marquis, el abridor del juego por Israel, tiene experiencia de 15 temporadas en las mayores pero no lanza allí desde el 2015 (3-4, 6.46 ERA, 47.1 IP para Cincinnati). Con 38 años le permitió una carrera a Cuba en 5.2 IP!
Diegomar Markwell, el abridor del juego por Holanda, cuenta con experiencia de 7 temporadas en las menores, nunca llegó a las grandes ligas. La última vez que lanzó en las menores fue en el 2003 (5-7, 7.04 ERA, 110 IP para AA Toronto). Desde el 2007 lanza para el Neptunus de la Liga Holandesa, allí es un pitcher ganador (88-19, 1.86 ERA). Le permitió solo una carrera a Cuba en 6.0 IP!
En resumen, probablemente el mejor picheo que Cuba enfrentó en este WBC fue el de Japón y fue el que mejor bateo. Lo demás no fue realmente picheo de primerísima línea como puede que algunos entiendan o puede que nos quieran hacer entender. Chen y Marquis fueron buenos lanzadores en MLB pero sus mejores tiempos pasaron hace mucho. Frente a Cuba solo les bastó la astucia y la experiencia (por si quedaba alguna duda de lo que vale la experiencia al más alto nivel).

CubanFan

15 marzo, 2017

Casi todo se reduce a jugar con los mejores, el techo de la liga es más importante que la calidad individual. El talento puro y duro necesita formación, pulirse al más alto nivel, de lo contrario se termina achantando y se pierde en la nada. Nuestra liga no es ni una AA, como mucho una A+!!!
A nuestros peloteros lo que le hace falta es que le den el chance de jugar con los mejores, salir, para que suban su nivel de juego como lo han hecho todos nuestros bigleaguers…… los que lo consigan, enhorabuena, y los que no pues que vuelvan a Cuba para subir el nivel de la serie nacional!!!
Y mientras la cosa va y viene, tenemos que llevar a competir a los mejores, sin importar donde vivan ni donde juegan……. que cuando se ponen el traje del Cuba todos sienten lo mismo!!!

Lolo Lopez

16 marzo, 2017

CubaFan, te doy un +1, un like, lo que sea. 110% de acuerdo contigo !!

delarosa

16 marzo, 2017

Cuban
Muy buena su alineacion pero hay que tener en cuenta que para el 2021 Kendrys tendra 37 años,Gurriel 36,Abreu 34,Cespedes 35,Escobar 38,por lo que no estarian de la misma forma que estan hoy.

CubanFan

16 marzo, 2017

Delarosa: mi comentario fue en respuesta a uno de los lectores, AmdBoy, que sugería hacer un “ejercicio mental de conformar hoy por hoy un equipo del nivel de Holanda”. Mi argumentación va dirigida a dicho tema……… y de paso, a subirnos un poco la moral a los fan del béisbol en Cuba, demostrando que con nuestros mejores peloteros podemos conformar un equipo muchísimo mejor que el de Holanda, mejor que la mayoría de los equipos participantes en este torneo del cual hemos quedado eliminados. Si Cuba no fue con un equipo superior, no fue precisamente por falta de peloteros a la altura del WBC!!!
Ahora, atendiendo a que usted ya está pensando en el 2021 y suponiendo que para esa fecha ya hayamos resuelto las cuestiones fundamentales que nos impiden convocar jugadores activos fuera de la Serie Nacional, paso a responder su comentario.
Es cierto que para el 2021 los Kendrys, Gurriel, Abreu, Céspedes, Escobar y algunos otros ya no estarán en sus prime; pero eso no los descarta para tomar acción en el torneo, al menos un par de ellos podrían mantener un buen nivel –sino mire los casos de Adrián Beltré (37), José Bautista (36), Víctor Martínez (38) y Carlos Beltrán (39). Para el 2021 los Puig, Díaz, Iglesias, Grandal, Heredia, Tomás y Soler estarán entre 29 y 32 años, o sea serán aún productivos. Además, una nueva camada de talentos cubanos ya se está puliendo en la menores; incluso algunos probablemente lleguen a/ o se afiancen definitivamente en los equipos grandes este mismo año…… por ejemplo: Yoan Moncada (21, el prospecto No 2 entre todas las organizaciones de MLB según mlbpipeline.com); Yandy Díaz (25, prospecto No 10 de los Indians); Lourdes Gurriel jr. (23, ahora con Toronto); o José Adolis García (24, ahora con San Luis). A otros les queda un poco más de tiempo sazonándose en las menores pero el relevo se ve garantizado; incluso creo que mejoraremos el staff de lanzadores con respecto a lo que tenemos disponible hoy. Solo para ahondar un poco más, debajo reúno algunos de nuestros mejores prospectos, según las evaluaciones vigentes a fecha de hoy, que pueden estar disponibles para un posible equipo unificado en el 2021.
Yoan Moncada (2B, 21, prospecto No 2 en toda la MLB; No 1 Chicago AL)
Yadier Álvarez (RHP, 21, No 49 de toda la MLB; No 2 Dodgers)
Andy Ibañez (2B/3B, 23, No 12 Texas)
Eddy Martinez (OF, 22, No 11 Chicago NL)
Alfredo Rodríguez (SS, 22, No 11 Cincinnati)
Vladimir Gutiérrez (RHP, 21, No 12 Cincinnati)
Yandy Diaz (OF/3B, 25, No 10 Indians)
Yordan Álvarez (1B, 19, No 14 Houston)
Cionel Pérez (LHP, 20, No 16 Houston)
Anibal Sierra (SS, 23, No 17 Houston)
Yusniel Diaz (OF, 20, No 6 Dodgers)
Omar Estévez (SS/2B, 19, No 13 Dodgers)
Lázaro Armenteros (OF, 17, No 11 Oakland)
Norge Luis Ruiz (RHP, 23, No 16 Oakland)
Adrián Morejón (LHP, 18, No 5 San Diego)
Jorge Ona (OF, 20, No 9 San Diego)
Randy Arozarena (OF/2B, 22, No 15 San Luis)
Johan Oviedo (RHP, 19, No 27 San Luis)
Jonathan Machado (OF, 18, No 29 San Luis)
Yanio Pérez (OF/3B, 21, No 15 Texas)

Señores ha mi manera de ver cuba ganaba por k jugaba con juveniles en scampeonatos mundiales y rejionales .cuando la época de Victor mesa muño pedro Jose .etc etc etc .es verdad k eran buenos .les pagaban para k jugarán pelota .heran profecionales. Jugaban con Ekipo juveniles. Escojidos de diferentes universidades k ni se conocían no havia conpenetracion .cosa de suma himportancia en el deporte colectivo .ahora se encuentran con jente con experiencia .buenísimos bien alimentados .hay está el resultado

Aquí la gente escribe como si fuera el estado cubano el culpable de que no se permita a los jugadores cubanos jugar en el Clásico. Para jugar en Grandes Ligas es obligatorio irse a vivir a otro país. Aquí se habla que el gobierno de Cuba no quiere que sus jugadores jueguen en Grandes Ligas. Eso es falso. Cuba ha dicho en reiteradas oportunidades que quiere que sus peloteros sean contratados, pero viviendo en Cuba y no obligados a residir en otro país.

@CubanFan… Muy agradecido por la información detallada y proyección bien fundamentada con la FanGraphs. Me has evitado (y quizá a otros lectores) tener que hacer una búsqueda con el ánimo de, com bien has señalado, subir la autoestima besibolera !!
Ya la otra cuestión merita una investigación con fuentes más dispersas para responder claramente si es cierto que la voluntad política de las autoridades de Cuba es el principal obstáculo o lo son los diversos y complejos intereses de las autoridades de grandes ligas y/o de cada equipo individual. Pero de entrada ya o no entiendo del todo lo que alude @ Yiyo: “Cuba ha dicho en reiteradas oportunidades que quiere que sus peloteros sean contratados, pero viviendo en Cuba y no obligados a residir en otro país.”
Esto se fragmenta en varias cuestiones:
Es solamente para el natural de Cuba que la MLB exije para su contratación que el cubano resida en otro país?
Si es admitido en la consitucion de 1976 que el nacido en Cuba puede tener varias ciudadanías y por ende varias residéncias permanentes en otros países porque una condicional del gobierno cubano es que para formar el equipo que representa a Cuba hay que residir en la isla.?
Si ahora Pito Abreu, por ejemplo, quiere repatriarse (porque ya perdió su residéncia en Cuba por haber rebasado el límite de 2 años sin entrar en la isla) y el gobierno Cubano acepta esta petición, ya el no ganaría automáticamente la residencia ? o es que en ese caso la MLB impediría a Pito Abreu jugar en cualquier equipo de la MLB si él decide repatriarse?… hay varias cosas que no me quedan clara y por eso sugerí tocr este complicado asunto que rebasa obviamente lo meramente deportivo en otro artículo.

Esto no es ninguna sorpresa y lo indignante, no es la actuacion, de los peloteros, sino la ceguera de los directivos cubanos llámese régimen, que no acepta la inclusión de los peloteros, cubanos que juegan en las grandes ligas y que los mismos desean jugar para Cuba sin cobrar un centavo,

De no aceptar que los cubanos que juegan en las grandes ligas, se unan al equipo cubano para futuras lides internacionales de béisbol, entonces no me gustaría ver a los jugadores cubanos hacer estos papelones como el de frente a Holanda

Cuba siempre dio tremendos peloteros, hay que revisar que es lo que está ocurriendo, no sólo en el béisbol, hay problemas en casi todos los deportes, en atletismo, en voleibol F y M, en natacion, en deportes de combate, en sofbol F, M,
En arco y flechas, en tiro deportivo, ciclismo F M
Béisbol, por lo que llego a la firme convicción, que hay que hacer cambios totales en la política de dirección y entrenamiento, para rescatar aquel furor de Cuba en certámenes internacionales. Porque es muy triste la caída que tiene Cuba en todo este aspecto, y no se justifica, con bloqueo, ni con limitantes de recursos, porque este problema es de las estructuras de dirección, porque ningún deporte funciona ??

CubanFan

17 marzo, 2017

@AMdBoy: El otro tema que planteas es mucho más engorroso, polémico, y difícil de abordar. Principalmente porque supone tomar partido a favor de una u otra posición (dígase Comisión Nacional de Béisbol vs MLB o Cuba vs USA dada la connotación política del tema en cuestión). Como casi siempre sucede ambas partes pueden tener algo de razón y, además, cada una defiende sus propios intereses; cosa que además me parece normal siempre y cuando no interfiera o limite los derechos de los jugadores que son los principales afectados y que deberían tener una silla en la mesa de conversación (sindicato o lo que sea que defienda sus derechos), ya que es su trabajo, sus servicios, su futuro lo que se discute en la mesa.
Las conversaciones se están llevando a cabo, de eso no hay duda. El mismísimo Comisionado de la MLB, Rob Manfred, ha hablado del tema recientemente e incluso ha especulado sobre la posibilidad de que Cuba pueda convocar a jugadores de la MLB para el WBC del 2021 (esta noticia es de dominio público en Internet). Lo que no debería pasar y pasa es que, siendo los cubanos los principales interesados en lo que ocurre (cómo, cuándo, dónde, quién o quiénes y qué se discute?), seamos los últimos en enterarnos y casi siempre por la prensa internacional (los que puedan leerla). Y si no: por qué es que estamos debatiendo esto aquí???
Tratando de ser lo más pragmático posible y yendo de mayor a menor escala, tenemos varios aspectos interesantes por delante:
Primero: las conversaciones entre la Comisión Nacional de Béisbol y la MLB tienen un fuerte componente político, principalmente para Cuba, puesto que uno de los principales impedimentos para que la cosa fluya con normalidad es el embargo comercial de USA a Cuba. Por ejemplo, esto era lo que obligaba (hasta febrero del 2015) a los jugadores cubanos a obtener un permiso de la OFAC (Oficina para el Control de Activos Extranjeros, del Departamento del Tesoro de USA) para poder ser declarados como agentes libres. Dicho permiso, también conocido como “blanqueo”, ya no es necesario puesto que ahora existe una normativa general por la que los cubanos que tengan residencia fuera de Cuba solo deben presentar una declaración jurada alegando que…. “Por este medio declaro que he asumido residencia permanente fuera de Cuba. Además… bla, bla, bla…” En resumen, a fecha de hoy los jugadores cubanos solo deben demostrar residencia fuera de Cuba y completar dicha declaración jurada para poder ser declarados como agentes libres. Supongo, porque nadie lo dice, que ahora el interés de Cuba sea presionar a la MLB (para que ésta a su vez presione en USA) con la intención de aflojar poco a poco el embargo y sus políticas contra Cuba, a modo de la llamada “diplomacia del ping-pong”, mediante una “diplomacia del béisbol”.
Segundo: la posición de la MLB, desde mi perspectiva, es la de gestionar lo mejor posible la situación actual asumiendo el roll que les ha tocado. Las Mayores funcionaron durante mucho tiempo sin recibir (o recibiendo muy poco) talento proveniente de Cuba; por lo tanto no creo que seamos vitales para su funcionamiento. Somos importantes, evidentemente, como fuente de talento y también para las proyecciones de expansión de la MLB en el futuro (hay quien especula con la posibilidad de tener una franquicia de MLB radicada en La Habana); pero no somos imprescindibles. El problema de Cuba para la MLB radica en que los jugadores cubanos están y seguirán llegando, están siendo y seguirán siendo contratados (porque muchos son buenos para este deporte), pero también traen consigo una serie de problemas (tráfico de personas, fraudes en terceros países, juicios y demás) que directa o indirectamente afectan su propio funcionamiento, su organización y su manera de hacer las cosas. La MLB tiene su telaraña bien montada y esto incluye: un draft amateur para los jugadores nacidos en USA, Canadá y Puerto Rico; acuerdos con los principales países exportadores de talento (ej. R. Dominicana y Venezuela); acuerdo con la Liga Mexicana de Béisbol que queda afiliada a las Ligas Menores de USA; acuerdos con las ligas de invierno del Caribe (todas excepto Cuba); acuerdos con las principales ligas de Asia (Corea del Sur y Japón); además de su propio sistema de franquicias con equipos en las menores y Grandes Ligas. Todo está en su sitio. El único “electrón suelto”? Cuba!
Tercero: en última instancia quedan los jugadores cubanos, que son los principales interesados, pero también los más desprotegidos una vez intentan dar el salto bajo las condiciones actuales. Como si no fuese ya suficiente dejar atrás su país, su familia, soportar todo tipo de acusaciones (desertores, apátridas, mercenarios, etc…….), y asumir el riesgo de no obtener un contrato; también tienen que adaptarse a correr los riesgos de tratar con mafiosos (para obtener residencia en terceros países) y a asumir contratos de representación con condiciones muy desventajosas (porque la gran mayoría se radica en terceros países sin recursos para su propia manutención).
En fin, ésta es más o menos la situación actual, el problema existe y parece que también la voluntad de resolverlo. Ahora falta ver: quién cede antes? Si la negociación se quedará solo en lo deportivo o tendrá mayores connotaciones? Si los peloteros tendrán una silla en la mesa de discusión? Si lo que resuelvan será beneficioso para el futuro de nuestra alicaída Serie Nacional y del propio béisbol en Cuba?
A mí me gustaría que se llegara a algún acuerdo intermedio entre uno “tipo México” y uno “tipo Japón” que permitiera la libre circulación y contratación de jugadores en USA (bajo determinadas condiciones), pero que también permita mantener y mejorar la Serie Nacional. Y, de paso, que cuando decidan algo que nos lo informen para no tener que especular tanto!!!

Pandiame

17 marzo, 2017

Voy a tratar de ir al meollo de la cuestión o como dice una muy antigua frase, al pan, pan y al vino, vino.
Pregunto:
1-¿Podía Cuba o mejor dicho el gobierno convocar a los jugadores cubanos de Grandes Ligas para el Clásico? Sí.
2-¿Podía el gobierno convocar a los jugadores cubanos que se desempeñan en otras ligas extranjeras? Sí
3-¿Podía el gobierno solicitar la participación con el conjunto cubano de los jugadores cubanoamericanos que en buen número se desempeñan en equipos de Grandes Ligas dado que las reglas del torneo así lo permiten? Sí
Entonces vuelvo a preguntar:
¿Quién es el responsable directo de la debacle del beisbol cubano en este Clásico y en otros torneos?
¿Quién es el responsable directo de la debacle del deporte cubano en general?
Los tiempos han cambiado y Cuba no ha querido dar su brazo a torcer, las razones no las voy a exponer porque las conocen todos, pues este es el resultado.
Por cierto encantado con las aportaciones que hay en este foro sobre todo las de CubanFan y AMdBoy por su objetividad, mesura y amplitud. El caso de Pito Abreu está contemplado en las reglas del torneo, basta con que haya nacido en el país o territorio que quiere representar, demostrado con el certificado de nacimiento o documento equivalente. Un saludo a todos

@CubanFan…gracias nuevamente por la pormenorizada, aunque resumida, por problemas de espacio, respuesta a este segundo tema del que hablé. Yo no tengo muchas aspiraciones para con la prensa oficial cubana y ni me he tomado el trabajo de revisarla (digitalmente pues no vivo en Cuba) para constatar algo que tu ya señalastes pues de lo contrario no estaríamos aqui debatiendo o, en todo caso, yo preguntando. Lo que si me perturba es que la prensa no oficial se dedique a hacer leña del árbol caído y la línea de muchos blogs y publicaciones digitales este restringida a la crítica parcializada exactamente al polo contrario a la oficial dejándo al lector (yo incluído) sin una vision imparcial o lo más objetiva posible sobre el verdadero obstáculo para un buen desempeño del biesbol cubano a nivel internacional. Creo que tu respuesta aborda, hasta donde se sabe pero que no ha sido muy divulgado por ambas prensas citadas anteriormente, esos obstáculos que yo sospechaba. Pena que no se divulgue más eso creo que ayudaría a entender muchas cosas y calmarian los ánimos (casi siempre malos) devenidos trás cada papelazo del beísbol cubano.
Yo no conozco los detalles de los acuerdos México – MLB/US y conozco sólo algunos detalles de los acuerdos Japón – MLB/US. Creo que ese modelo de relación es muy vãlido y ha demostrado grandes ventajas para el beisbol nipon aunque ellos son de una población mucho mayor que la de Cuba, son la tercera economía mundial y aplicarlo tal cuál a Cuba no se si sería la mejor solución aunque sería algo mejor que la actual situación decadente del beísbol cubano. El caso de México (aunque nos supera poblacionalmente) es por proximidad, cultura y situación económica social (no paso por alto que el modelo cubano no tiene símil hoy por hoy en el mundo) mas próximo a las condiciones cubanas. Será que la Comisión Nacional de Béisbol y …”otras autoridades” estarían dispuestos a adherir unos de estos modelos asumiendo que la MLB/Congreso/Ejecutivo/ y sabe dios quién más en USA favorezcan la situación de los cubanos??? Por lo que tu planteas, si por la MLB fuese, cuanto más transperencia (sin tantos traficantes de personas/talentos) en el proceso de jugar en la gran Carpa mejor que mejor. Parece que por la parte de la MLB la bola está el terreno político-económico de US. Esa transferencia de “papa caliente” se ha dado ya en la Comision Nacional Cubana de Beísbol ? Sólo el tiempo dirá… por el meomento sigo lamentando la falta de discusión fría, objetiva, y en la medidad de lo posible, despolitizada de este intrincado tema.

Aclaración previa, no sin una porción de vergüenza reconozco que soy un cuasi neófito en cuestiones de pelota. Razón por la cual no sigo la Serie Nacional, no por mala ni por buena, simplemente porque no me gusta la pelota. Si hacer esta declaración no es motive suficiente para que algunos cuantos me quieran incinerar, estoy casi seguro que al expresar mi opinión sobre la actuación de Cuba en el Clásico no faltarán furibundos que me envíen a la pira. No obstante, no dejo de reconocer que para los cubanos el fenómeno del baseball está muy íntimamente ligado a nuestra cultura, idiosincrasia y orgullo nacional, por ello el gran dolor que nos asiste a todos, fan y no fan.
Antes de continuar, agradecer el intercambio de comentarios entre AMdBoy y CubanFan (principalmente este último), muy interesante. Ahora bien, si es cierto que mi casi nula afición por la pelota desdice mucho de mi condición de cubano, esta “falta” la suplo con mi empedernida costumbre de participar en cuanto debate surja, (cualidad muy cubana también), y un tema tan polémico como el del “prestigio” de nuestro deporte nacional por estos días no lo podía pasar por alto.
A casi ninguno, si no ninguno, de los nombres mentados en esas alineaciones dream team que se han propuesto los conozco (muchos de los nacionales tampoco), pero como ya se ha dicho, el elemento POLITICA, por más que nos duela, aparece en cuanto tema que involucre a USA y Cuba, y no de ahora, sino de más de 50 años atrás, (para Gardel 20 años no serían nada pero dudo que pensara igual de 58). Seguramente la mayoría de esos peloteros cubanos que se asentaron en ligas en el exterior y que el gobierno cubano estuvo, y aun está, reacio a reinsertarlo en nuestro equipo, al tiempo que por su parte, ligas como las estadounidense, (la meca codiciada), les condicionaba, por leyes de su gobierno, el que poseyera una residencia que no fuse la cubana. Bajo estas condiciones hemos pasado más de medio siglo, en los que de nuestro criollo sistema de pelota han salido magníficos peloteros en todas las posiciones, pero por cada 3 buenos pícher (por mentar nuestro sangrante talón), o jonroneros, que nos haya podido surgir en un momento determinado, 2 decidieron desertar y abandonar a su suerte a su equipo, a su pueblo.
Al unísono, a 90 millas náuticas del Malecón habanero, acciones como estas activaban de inmediato las campañas de los medios anunciando que un nuevo deportista había huido de la tiranía, de la opresión y se refugiaba en el país de la democracia. Por otro lado, la reacción Malecón adentro era repudiar la actitud del deportista y reconocer a aquellos que enfrentando las mismas presiones por los caza talentos decidían mantenerse fiel a su equipo, a su pueblo, a su país. Pero bien, eso fue lo que sucedió en tiempos en que nuestros choques eran solo con otros equipos amateur. Hoy, (en verdad desde hace unos años), cuando muchas cosas, no solo el baseball, han cambiado, recogemos frutos de lo que se sembró en aquellos tiempos.
Nos lamentamos año tras año de la falta de un buen ramillete de serpentineros que le permita al director trazar una elaborada estrategia de juego y no la actual disyuntiva de si sacar al regular antes o después del peor, mientras los contrarios hacen desfilar todo un catálogo de pichers, en muchos casos el que entra mejor que el que salió.
No descubro el agua tibia al decir que a nuestros equipos lo que les falta es experiencia en la pelota profesional, como quien dice, jugar al duro, formarse allí. Y se deberá trabajar en cambiar lo que deba de ser cambiado en aras de que se facilite el que los jugadores cubanos, por intermedio del Estado y con su anuencia facilitadora, puedan ser contratados en otras ligas, y que ganen todo lo que se les paguen, y que decidan residir donde deseen, y sobre todo, que esos jugadores queden elegibles para ser llamados a formar el equipo Cuba ante eventos como este que nos ocupa. Ante un panorama como ese ningún deportista estará en la disyuntiva de decidir entre serle fiel a su equipo, pueblo y país, o desertar.
Pero claro, esta propuesta mía solo sería valedera para los deportistas que hoy están vistiendo nuestra insignia. Para aquellos otros con los que se han conformado los hipotéticos Dream Teean cubanos, ellos tomaron, sin que mediara coacción alguna, la decisión de renunciar a todo el reconocimiento recibido a cambio de dinero. Para ellos mi deseo de que les vaya de lo mejor. Pero el futuro de la pelota lo haría con los que están aquí, con los que forme nuevo, y esos sí, bebiendo los buenos “haceres” de allende los mares. Que con ese plan no estaremos listos para las próximas contiendas, pues esperemos.
Bueno, no cabe dudas de que no sé nada de pelota, pero de que me agrada opinar, me agrada opinar.

CubanFan

18 marzo, 2017

Dejando la neutralidad de lado, ahora emito mi criterio personal sobre lo que está ocurriendo y, finalmente, sobre las perspectivas de solución a corto-mediano plazo:
En primer lugar, espero que cuando acabe el WBC la cosa no se enfríe de nuevo y esperen hasta el 2020 para gestionar todo el tema que se discute!!!
Espero que “alguien” en Cuba se dé cuenta de que si continúan con el plan de presionar a la MLB, persiguiendo cambios de mayor calado, van a terminar matando el béisbol en Cuba. Exagerado? No lo creo…… algunas fuentes apuntan que en los últimos años +500 peloteros han salido de Cuba con la intención de lograr un contrato como profesionales (solo en el 2015 se fueron de Cuba más de 100). Ese número, 500, es suficiente para conformar un roster de 25 para los 16 equipos en la Serie Nacional! Y sobran 100!
Del total, +100 tienen actualmente un contrato en el béisbol organizado de USA, a pesar de ser el único país con el que no existe convenio o acuerdo alguno. Cuba ya es el tercer país que más peloteros aporta a las Grandes Ligas de USA…… y la tendencia va al alza!!! En el 2016 tomaron acción 30 cubanos en algún partido de la MLB, esto no se daba desde el 1967!!! Por primera vez en la historia de MLB cinco jugadores nacidos en la isla pegaron 25 jonrones o más y remolcaron 70 carreras o más en una misma campaña!!!
Los demás, +300, están repartidos por medio mundo, algunos activos (México, Japón, las ligas de invierno del Caribe, y/o las ligas de Europa), la mayoría esperando su oportunidad en la R. Dominicana, Haití, México o donde sea que hayan podido radicarse!!!
Por otra parte, luego de varias firmas erradas a peloteros experimentados (ya se sabe), el boom de firmas a cubanos ha decaído. Los equipos ahora se lo piensan mejor al evaluar y otorgar contratos (por ejemplo, Yulieski hubiera firmado por mucho más de haber salido uno o dos años antes). Ahora los equipos han puesto sus ojos en prospectos (jóvenes, moldeables y baratos) y ha ocurrido un cambio de tendencia: cada vez los peloteros se van más jóvenes, incluso en edad juvenil y hasta cadete!!! No es casualidad que en el ranking “Top 30 Internacional”, de mlbpipeline.com, en el 2014 no había ningún cubano, en el 2015 fueron 6 (incluidos los 5 primeros del ranking), y en el 2016 fueron 12 (incluidos 7 de los 10 primeros).
Resumiendo esta parte, la liga cubana se está quedando vacía cuantitativamente, de eso no hay duda. Incluso, yo me atrevería a decir que también se está quedando vacía cualitativamente; esto es evidente cuando se ven las estadísticas infladas de los últimos años de peloteros con calidad como Yulieski o el mismo Despaigne (que ambos son muy buenos, pero en la Serie Nacional lucían mejor que Barry Bonds en sus prime). Todo esto se agrava si consideramos la tendencia de que ahora se nos van más jóvenes!!! Qué pasará si no se cambian las cosas, digamos en 5 años, cuando los veteranos ya no puedan jugar? Dónde estará en relevo generacional? Adivinan???
El tema del conflicto Cuba-USA, el bloqueo, embargo, o como le quieran llamar, es algo que debe resolverse (y cuanto antes mejor); pero tienen que darse cuenta de que MLB no puede hacer más de lo que ya ha hecho. O es que acaso pretenden que monten una huelga de jugadores para que el gobierno de USA elimine el embargo??? Los de MLB han intentado (o están haciéndolo?), han solicitado permisos especiales, han obtenido cesiones de parte de su gobierno, han buscado alternativas…… pocas opciones les quedan y más ahora luego de la salida de Obama de la Casa Blanca. Por la parte de Cuba es como si estuvieran jugando a ver quién cede antes y mientras tanto el béisbol muriendo, y con él una parte importantísima de la identidad nuestra, de la Cubanía.
Se sabe (y sino que se sepa) que los de MLB han buscado una triquiñuela para “burlar legalmente” el embargo y permitir la contratación directa de cubanos en MLB sin perder la residencia en Cuba. Cómo??? Pues según algunas fuentes la MLB ha logrado un tipo de permiso, similar a los de intercambio cultural, mediante el cual peloteros residentes en la isla podrían ser contratados directamente por equipos de USA. El problema? De nuevo el embargo, pues impide que Cuba pueda recibir el dinero por la representación de los atletas; o sea, Cuba no podría hacer de “agente” y por tanto no sacaría nada en el trato (bueno, nada, además de facilitarle a sus peloteros el poder jugar en la mejor liga del mundo y a sus fan el derecho de disfrutar lo que eso representa). Soluciones? En primera instancia, que Cuba no sea quién represente a los atletas!!! En el deporte profesional, en todo el mundo y deportes, de esto se encargan agencias independientes, no controladas por los gobiernos (los gobiernos firman los convenios, dictan las leyes, las normativas, y se encargan de velar porque se cumplan). A Cuba parece que esta opción no le vale!!! Alternativas??? Claro, siempre quedan….. los de MLB han sugerido crear una “organización sin ánimo de lucro” que sea la encargada de gestionar ese dinero (aproximadamente 10% del monto de los contratos, una suma millonaria anualmente) para fomentar e incentivar el desarrollo del béisbol en Cuba (ésta, es la última oferta que hay encima de la mesa, hasta donde se sabe). A fin de cuentas… quién tiene ahora la pelota???
Obviamente, seguro que habrá mucha “letra pequeña” en esas ofertas. Seguro que hay que pensar bien los pros- y los contras. Seguro que, conociendo como funcionamos, no nos gustará que nos pongan condiciones y bla, bla, bla…… pero resulta que para hacer negocios siempre hay que ceder para recibir algo a cambio y en Cuba eso de ceder no lo llevamos bien. Ya se sabe!!!
Ojalá que todo llegue a buen puerto, por el bien del béisbol, de los cubanos y de la mismísima Cubanía!!! Que ya uno va de vacaciones a Cuba pensando descansar del fútbol y resulta que ahora los cubanos somos más forofos del Messi, Neymar y Ronaldo que los mismísimos brasileños!!!

Pandiame

18 marzo, 2017

Saludos CubanFan. Desde el año 1999, en el que entraron los profesionales, hasta la fecha, ha salido de Cuba una cifra de 801 personas ligadas al beisbol, la abrumadora mayoría peloteros en activo de la Serie Nacional, pero también entrenadores, técnicos, árbitros, jugadores de categorías inferiores y exjugadores. Es muy probable que sean más, porque tengo gente pendiente de confirmar y otros que no son conocidos y hoy viven fuera del país. Hay gran número de jugadores en Europa que la mayoría del público cubano desconoce y además no sabemos si jugaron en alguna categoría en Cuba. Así que la cifra es imposible de cerrar, pero la que he dado está confirmada. Cada día aparecen nueva gente y es casi misión imposible, aunque lo intento, mantener la lista actualizada. Hace poco en estas mismas páginas salió un trabajo de un cubano que juega en Gran Bretaña en la liga de allí junto con otros paisanos y yo no los conocía, así que imagínate.
Ningún país del mundo aguantaría esa sangría de jugadores y entrenadores de todos los niveles si a su vez no sigue manteniendo un vínculo con ellos en el terreno deportivo aunque no residan en su país de origen, lo que por el contrario si sucede en los demás países. Cuba es el único lugar, que yo sepa, que está peleado con los deportistas que decidieron irse del país.
Mantener el nivel que teníamos antes, cuando eramos una potencia deportiva en el mundo, en las actuales circunstancias, es una utopía, sobre todo por la actitud intransigente de las autoridades cubanas.
A Cuba le gusta mantener el control de todo y por supuesto pretende controlar el pastel que significarían los contratos de Grandes Ligas, pero para ello tendrían que cambiar las leyes norteamericanas con respecto al país y eso lo veo muy difícil con la actual administración.
Lo más lógico es que dieran libertad a los deportistas para que sean contratados sin condiciones ni castigo por ello, hasta les ayudaría en la salida, el que quiera ser representado por Cubadeportes o como quiera que se llame la agencia estatal pues bien y el que no, pues no pasa nada, se va y punto a jugar y vivir fuera, al final esas personas entran y salen del país, gastan dinero allí, ayudan a sus familias y es divisa que entra y que se siga contando con ellos para las competencias. El que quiera residir y tener una cuenta en Cuba, pues que pague unos impuestos razonables y ya está, pero no desecharlo como si fuera un apestado que es lo que está pasando.
Cuba tiene una oportunidad de oro en los clasificatorios olímpicos y en el torneo Premier 12 si es que se vuelve a celebrar, a lo mejor no con sus grandesligas, pero hay bastante material humano en ligas menores y en otras ligas para conformar una selección fuerte con vistas a esos objetivos, esperemos una vez más que así sea y no precisamente sentado. Saludos a todos.

Es de agradecer la información que @CubanFan maneja y que ha tenido a bien compartir en este foro post WBC 2017 cataclismo cubano. Esta información obviamente debe estar en manos de autoridades de la Comisión Nacional de Béisbol, sobre todo la del rango etario de los atletas que deciden emigrar y el cambio de tendencias de las contrataciones de los equipos profesionales en la MLB. Es la 2da mitad del último comentario de @CubanFan la que realmente me parece extremadamente útil. Comenzaré por citar textualmente la oración más importante, a mi juicio, del comentario antes referido: “En primera instancia, que Cuba no sea quién represente a los atletas!!!” En donde asumo que por Cuba se quiso referir a autoridades oficiales cubanas o sea ligadas al gobierno.
En un universo paralelo en el que no hubiese triunfado la revolución y no se hubiese instaurado el sistema de economía socialista, esta primera condicionante para un cambio radical de la actual situación calamitosa de nuestro deporte nacional ya estaría implementado (como lo estuvo antes del 59). No sería infructuoso recordar que entre 1949 (1ra serie del Caribe) hasta 1960 (último año en el que Cuba participó) los equipos de la liga profesional cubana ganaron 7 de esos 11 torneos y en esa época no se hablaba de globalización. Pero opino que, dada la forma en la que ha sido conducida la actividad deportiva en general desde que triunfó la revolución, no debemos ser optimistas en lo referente a que instituciones gubernamentales no intermediarán entre el atleta y quienquiera que pueda/desee contratarlo. Si bien a finales del 2012 Raúl Castro expresó que no era necesario que el estado interviniera en todas las relaciones contractuales-económicas entre dos individuos (léase se pueden vender casas, carros y aumentar a niveles, hasta entonces no permitidos, la iniciativa privada), esto no significa que, si el estado invirtió recursos para formar un atleta, un médico o un profesional de la ciencia, después no se sienta con el derecho de recaudar los dividendos de esta inversión en la sociedad. Esto, en principio y a mi juicio es correcto. Lo que es incorrecto y hasta denigrante es que el estado cubano quiera hacer esto ad infinitum. Esto es extensible a los médicos que, por ejemplo en Brasil, en medio de ciudades (poblados, ciudadelas) olvidadas hasta por los mismo médicos brasileños alejados por un año ininterrumpidos de sus seres queridos en Cuba, deban conformarse con un 30 % de los más de 3200 $ al mes que les paga el gob. Brasilero y que esto se aplique tanto para un médico de 30 años, con poco más de 5 o 6 años trabajados para el estado cubano como par un médico especialista en Cuba con 50 años y más de 25 trabajados para el estado cubano. Lo mismo se aplica para un científico, ingeniero o un especialista formados en universidades cubanas 100 % ¿de grátis? No aquí no hay nada de grátis, pagados por…el gobierno cubano no no no por la sociedad cubana que es la que genera la riqueza, el gobierno sólo administra y muchas veces muy mal por cierto.
El caso de los atletas de alto rendimiento y específicamente en el béisbol es diferente en lo esencial por una cuestión de tiempo. Un talento nato en Cuba es descubierto por la masividad con que la revolución invirtió en crear condiciones para descubrirlos, pero ya a los 17 (con mucho) en adelante, en el caso de un pelotero, se sabe si va a ser un prospecto o no. Que vida útil va a tener, pues pongámosle una media de 20 años (hasta los 37). No creo que el estado deba dejar de intervenir en la negociación de este pelotero pues fue hecha un inversión (en los tiempos actuales y desde hace algunos años cada vez más paupérrima) pero hasta cierta edad…digamos los 25 o 27 más o menos la mitad de su carrera. Después, que el atleta decida ser gestionado por agencias, que un mundo deseado por mi para Cuba podrían ser agencias cubanas pero privadas y que en virtud de eso deberán pagar impuestos (la agencia no el atleta el atleta a su vez lo pagará en el país al que vaya a jugar). Creo que este sistema es el aplicado en Japón. Ese sistemas sería válido para cualquier atleta pero respetando siempre el período de actividad del atleta. Hay deportes en los que el período es realmente corto (gimnástica por ejemplo) y otros mucho más prolongados (tiro deportivo). El béisbol es suficientemente bondadoso como para permitirnos disfrutar nacionalmente de un atleta por entre 5 y 10 años de su carrera y después, sin ese atleta verse en la dicotomía de tener que residir fuera de su país, ser llamado de desertor (palabra fea que nunca me ha gustado pues ¿estaba acaso en un ejército?) e intentar llevarse su familia a otro país, poder disfrutarlo por otros tantos años en el mejor nivel, si él demuestra estar a la altura claro está.
Sinceramente no pienso que la forma de ser gestionado el deporte y en general el talento, de la índole que sea, en Cuba vaya a permitir este cambio. Si el año 2018 no estuviese antes del 2021 yo estaría 0 % optimista antes estos cambios que aquí coloco. Pero en el 2018 Raúl dijo se retiraba (no sé hasta qué nivel va a ser este retiro) y en el 2021 es el WBC. Por eso mi % de optimismo, aunque un poco pequeño es mayor que 0.

CubanFan

19 marzo, 2017

@Pandiame. Coincido contigo, los datos que apuntas en la primera parte de tu comentario iluminan muy bien la realidad, los hechos. Las diversas fuentes pueden variar, más o menos, pero eso en innegable!!!
En cuanto a otros países que estén “peleados con los deportistas que decidieron irse”, además de Cuba, me viene a la cabeza un país de Asia Oriental que en estos temas funciona un poco peor que nosotros…… :-/
Ahora, en lo referido a que Cuba levante la bandera de salida y todo el que quiera que se vaya, no coincido en la totalidad de los casos (más abajo me explico). Yo creo en el derecho inalienable de que las personas se muevan libremente, pero claro, respetando leyes justas para hacerlo! Creo que cada uno debería decidir qué desea hacer con su vida, cómo, cuándo y dónde? Pero también entiendo que las estructuras de gobierno existen y no es por gusto, sin los gobiernos todo sería peor, eso seguro! Otra cosa bien diferente es que el gobierno en cuestión no tenga una visión realista de las circunstancias y se cierre en banda, no funcione objetivamente y en correspondencia a los tiempos que corren. El caso de Cuba, desde mi perspectiva, es como una pieza de un puzle de 1000 que se encuentra en la caja equivocada. No encaja con nadie!!! Y, peor, en ocasiones ni siquiera lo intenta!!!
Entrando netamente en el tema deportivo…… vamos a hacer un bosquejo de cómo son las relaciones de MLB con los principales países beisboleros:
Comencemos, por ejemplo, con los dos países que más talento aportan a MLB: R. Dominicana y Venezuela. En estos dos países lo normal es que los scouts se mueven libremente, existen academias privadas para la enseñanza del deporte, y luego los equipos de MLB (bajo decisión propia) pueden instalar sus propias bases y gestionarlas según sus intereses y/o necesidades (aquí apunto, lo normal, pues según algunas fuentes en los últimos años la MLB ha disminuido su presencia en Venezuela probablemente debido a la inestabilidad política de aquel país). En esencia los dos países son, en mayor o menor medida, territorios “controlados” por MLB ya que la mayor parte del talento termina en manos de los equipos de USA y sus principales ligas (las de invierno) dependen, en gran medida, de los acuerdos con/ y decisiones de la MLB. Cuál es la herramienta de control??? Pues la MLB paga los contratos e impone sus derechos sobre los jugadores (permiso para jugar, tiempos de juego…..). Este modelo, de cierta forma “por libre”, es muy ventajoso para la MLB porque a fin de cuentas ellos marcan el ritmo, tanto que ya se está hablando de confeccionar un Draft Internacional, o lo que es lo mismo un sistema mucho más beneficioso y barato para ellos. Los países de origen también se benefician, por supuesto, mediante los impuestos que cobran a lo largo de todo el proceso (desde las academias de base hasta los salarios de los peloteros que mantengan las cuentas en su país de origen), las inversiones en su territorio, creación de puestos de trabajo, etc. Pero también de cierta forma de desentienden de todo lo relacionado con la formación de los atletas, eso lo gestiona el propio mercado!!! Desde mi perspectiva, este modelo tiene dos pegas: primero, que prácticamente anula la posibilidad de mantener una liga doméstica de buen nivel durante el verano; y luego que limita enormemente la capacidad del país para convocar sus atletas a eventos internacionales (a excepción del WBC donde la MLB de momento está siendo permisiva). Si Cuba se deja imponer este modelo, que no lo creo, ya podemos irnos olvidando de una “buena” liga durante el verano, adiós a la Serie Nacional, y también de subir al podio como antes en cualquier torneo internacional. Habría que resetearse a seguir en verano la MLB, disfrutar las ligas de invierno y la Serie del Caribe, y a esperar cada 4 años para ver nuestra selección full en los WCB. Ahora que lo pienso, esa es mi rutina beisbolera anual desde hace años, porque la Serie Nacional no la sigo y los torneos amateurs tampoco. Pero no importa!!! Yo aspiro a mantener nuestro campeonato doméstico (aunque ahora no lo siga) por mi gente y porque yo espero a terminar en mi patria algún día!!! Dentro de muuuuuuucho tiempo!!!
En el tema del Draft Internacional hago una reflexión más, pues me da pie para tocar otros temas comentados en el post y, además, es algo que puede variar mucho la situación actual de llegar a darse. Como antecedente, el Draft doméstico en USA se creó en 1965 como mecanismo para asignar los jugadores amateur disponibles a las franquicias de MLB. Un jugador seleccionado en el Draft puede ser asignado a cualquier nivel dentro de la organización, normalmente a los niveles inferiores, con el objetivo de ir aprendiendo en las menores mientras avanza hacia los niveles superiores. Y es este tiempo de “aprendizaje” lo que justifica en parte, o al menos así lo veo yo, la regla XX.B. para la declaración de agentes libres. Más o menos esto significa que: un jugador puede declararse agente libre luego de 6 o más años de servicio en Las Mayores y sin contrato vigente para la temporada siguiente. Esto puede verse como una forma de protección a las organizaciones y una compensación por lo invertido en la “formación profesional de un jugador amateur”.
Luego, originalmente el Draft de USA no afectaba a los jugadores de Puerto Rico, desde 1990 fueron incluidos (sometidos) y eso afectó notablemente la llegada de talento portorriqueño a Las Mayores, pues las condiciones económicas cambiaron mucho (entrar como agentes libres internacionales o por el Draft definitivamente no es lo mismo). Ahora con el Draft Internacional se pretende hacer algo perecido al resto del mundo del béisbol, seguramente países como Japón no van a entrar, pero a otros puede que se la cuelen. Es por eso que defender tu parte, tus intereses, no solo es un derecho sino que también es necesario pues de lo contrario terminas obedeciendo en tu propia casa!!!
@Pandiame: como ves el mismo sistema de USA tiene creados mecanismos para compensar a las organizaciones lo invertido en la formación de sus jugadores. Entonces, es justo que si otro país (dígase Japón o Cuba) ha invertido recursos también tenga cierto derecho de protección. Por eso es que dije al principio que había que ver los casos. Si a un jugador cubano lo quieren contratar los de MLB sin haber pasado por EIDE, ESPA y demás es una cosa (por ejemplo, Antonio Muñoz lo “descubrieron” 1965-66 y 1969 ya estaba dando jonrones en la Serie Nacional) si otro jugador ha salido de las escuelas de deporte cubanas me califica diferente!!! Los jugadores dominicanos y venezolanos se forman por libre, en academias privadas, o bajo la tutela de las organizaciones de MLB……. en Cuba es diferente!!!
@AMdBoy: estos comentarios van un poco en línea con tu idea… y a mí me parece coherente que Cuba merezca algún tipo de compensación, aunque no comparta la forma de como se quiera hacer por parte de las autoridades cubanas, ni el uso que se le da a ese poder, ni la amplitud en tiempo y porciento de dicha compensación.
Veo que me he extendido más de la cuenta… muy cortico y termino! Los casos de México y Japón son diferentes básicamente porque ambos mantienen sus ligas principales que se desarrollan al mismo tiempo que la MLB (primavera-verano). La LMB, México, está afiliada a las Ligas Menores de USA bajo la clasificación AAA (depende de ellos para ciertas cuestiones, pero no son sucursales) y tiene su propia academia de desarrollo de talentos. La NPB, Japón, es totalmente independiente de Las Mayores……… Tanto la LMB como la NPB pueden traspasar jugadores a la MLB, respetando los acuerdos vigentes para la compensación a los clubs de origen (OJO, se compensa a los clubs no al país). Por ejemplo, si interesa, debajo agrego un links donde se explica el “Posting System” japonés. Saludos a todos…… y muchas gracias por generar tan buen y sano debate. Creo que la Comisión Nacional debería tomar nota de las aspiraciones de su propia gente…… y nos iría mejor!!!
http://www.wbsc.org/es/noticias/noticias-de-beisbol-es/mlb-npb-alcanzan-acuerdo-sobre-el-nuevo-sistema-de-traspasos/

Amdboy, sin duda alguna la pelota es un elemento importante de nuestra idiosincrasia, pero, en un “universo paralelo” en el que no hubiese triunfado la Revolución, créeme que esos tiempos de glorias beisboleras que hoy añoramos nunca hubiesen sido ni recuerdos. Y no solo en la pelota, sino en todas las disciplinas, atletismo, voleibol, pesas, entre otros. Igual puede haber quien lo niegue, pero mentirá. Pero además, aunque la Revolución no hubiese producido cabio favorable alguno en los deportes, su impacto en todas las demás esferas de la vida del cubano so razones más que suficientes para dejar en un décimo plano las glorias deportivas.
Si te empeñas en imaginar un “universo paralelo”, mejor imagina uno donde USA hubiese respetado la decisión de un pueblo de determinar su propio destino sin crear obstáculos como ese “insignificante bloqueo”, y la incitación a que los médicos, deportistas, científicos, abandonen el país. Como hubiese sido nuestra realidad hoy si las relaciones con USA desde el mismo inicio de la Revolución hubieran sido, al menos, como las de hoy? Ninguno de esos deportistas que hoy queremos ver vistiendo las letras del Cuba tendrían ningún impedimento para hacerlo. Es fácil echarle la culpa a Fidel, mucho más fácil si no se mienta las razones de Cuba para reaccionar de la manera que se ha hecho ante cada agresión. Ven, esto es lo malo en el caso Cuba-USA, que es muy difícil deslindar casi cualquier actividad de la política. Ojala no hubiese sido así, pero lo fue. En lo adelante la batalla deberá ser por despolitizar la relación y que sea de respeto mutuo. Ojala lo logremos, los de aquí y los de allá, todos.

@TM.61 coincidimos en varias cosas que escribiré por explícito:
– impacto de la revolución en todas las demás esferas de la vida del cubano son razones más que suficientes para dejar en un décimo plano las glorias deportivas
-En lo adelante la batalla deberá ser por despolitizar la relación y que sea de respeto mutuo.
Creo, que hasta donde ha sido posible, los comentarios más extensos de este artículo o sea los de @CubanFan junto con @Pandiame y los mios han tratado de ser lo más despolitizado posibles aunque sabemos que, como casi todo en Cuba, es una tarea harta difícil y por tanto no están desprovistos de aristas políticas. Reconozco que la forma de manejar el deporte en Cuba por parte de la revolución permitió tener resultados dificilmente acanzables en otras circunstancias pero el caso del beísbol es muy diferente al resto de otros deportes que en otros tiempos tuvieron días de gloria. No por gusto coloqué en mi comentário anterior el dato de las series del Caribe. Aunque no se admita a menudo por los medios en Cuba, el beísbol en Cuba como en muchas regiones del caribe ha tenido grande aceptación sobre todo por la influencia de USA en la región. Es irónico que a lo largo de todos estos años de revolución se haya relacionado al beísbol con la cultura cubana, al punto de formar parte de la indentidad cultural del cubano sin tener en cuenta o soslayando la história de como fué que, antes de 1959, el beísbol llegó a ser nuestro pasatiempo nacional. Ese “ignorar” la influencia de USA (ojo que no sólo en Cuba sino en toda el área del Caribe) se hace tan evidente que, en aras de reforzar el beísbol como algo nuestro, se crea la marca de toda una línea de implementos deportivos llamada “Batos” que hace referéncia a un antiguo juego practicado por uno de los 3 tipos de aborígenes que poblaban a Cuba ante la llegada de los Españoles a la isla. Como si el beísbol en Cuba fuese herencia directa de los aborígenes jugando batos y no de la influencia de USA, algo históricamente errado. Esto no lo pasó por alto Obama que en su discurso, hace casi un año en el Gran Teatro de la Habana, nombró al beísbol como una de las cosas que, como nación, Cuba y USA compartían. Para demostrarlo, su última actividad fué ir con su familia a presenciar un juego “de pelota” entre atletas de ambos países. Este asunto lo tenía pendiente de comentar aquí y sé, discúlpenme de antemano, que no viene muy a tono con lo que @TM.61 planteaba pero pretende reforzar mi primera idea: en un universo paralelo si bien es cierto que en muchos deportes individuales y colectivos sin la presencia de la revolución no hubiese sido posible alcanzar las glorias pasadas, el caso del beisbol, en un ejercicio de extrapolación personal, no puede entrar en el saco de los demás deportes simplemente por lo que ha pasado con R. Dominiciana, Puerto Rico, o las dependencias coloniales de Holanda en el Caribe. Estoy hablando de tres países, ellos tres con modelos de gestión del deporte diferentes entre si y a su vez muy diferentes al de Cuba y con resultados evidentemente superiores !!! Lo que lleva a plantear las siguientes dos cuentiones:
1- Fue acertado por parte de la revolución, en alineación acrítica con el proceder de la ex-URSS y el resto de los integrantes del campo socialista del este europeo, dar apoyo masivo, institucional al desarrollo del deporte después de 1959?
Para matizar esta cuestión, tomemos en cuenta el desarrollo como nación de Cuba para ese entonces y la dependencia de las exportaciones, de la falta de una agro-industria diversificada etc… Cuanta leche (y derivados de esta) y carne vacuna puedo producir, cuanto máquinaria pesada para la industria y la agricultura puedo adquirir con “todas las glorias alcanzadas en el deporte revolucionario” con todas las medallas Olimpicas (aunque hay algunos atletlas que la han subastado) Panamericanas y Centro Americanas.
Yo como niño y adolescente que fuí, estoy lleno de recuerdos muy positivos, satisfactorios, de muchas de las victorias que Cuba alcanzó en muchas competencias allende los mares. Ahora como adulto y con el mirar otorgado por el tiempo que ha pasado no dejo de preguntarme que repercusión tangible ha tenido todo eso para el desarrollo económico de Cuba. Cuba, la otrora Potencia Deportiva pero incapaz de fabricar una bicicleta que sirviera en la decada del 90 al punto de importar en esos años de crisis milones de bicletas chinas técnologiamente muy atrasadas.
Incluso hoy me alegro con las pocas victorias y sufro con las derrotas, aunque de una manera mesurada pues hasta cierto punto es lógico, lo que me lleva a la segunda cuestión:

Con la caída del campo socialista, el deporte tuvo también una despolarización en el sentido de seguirse el modelo del profesionalismo típico de países capitalistas de aparecer un “aro” por el cuál todo el mundo tiene que entrar y eso (hablando de aros) fué evidente en época tan temprana como Barcelona 92 donde el Dream Team de USA apabulló a cuanto equipo se le interpuso por delante.
2- Es acertado, por parte del gobierno cubano (gobierno revolucionario) continuar con un modelo arcaico (al cuál se le han colocado parches y remiendos) de gestión del deporte, modelo que en lo esencial no ha sido debidamente transformado y que a manifestado un desempeño cada vez más decepcionante desde hace más de 20 años? (y aqui el beísbol es un caso particular y si cae en el mismo saco)

Teniendo en cuanta que el modelo de gestión del deporte en Cuba tuvo SI un origen político, un escenario internacional que cambió hace casi 30 años !!!, la última idea de @TM.61, y con la cuál coincido respondería con un gran NO a esta 2da pregunta. El hecho de despolitizar no sólo la relación Cuba-USA (algo que llevará varios años y es quimérico) si no la visión del deporte como algo manejado por el estado y usado (como lo usó y lo usa el gobierno Cubano) como demostración propagandística de la efectividad de un modelo político-económico que no dió los resultados esperados en el plano que tenía que darlo: en el económico fundamentalmente.
La primera pregunta podrá levantar ronchas, opiniones encontradas etc…pero es sólo un ejercício de debate histórico, pues lo hecho hecho está.
No pienso que en las condiciones económicas actuales de Cuba, el estado deba encargarse del deporte. Eso demanda mucho $ y es mejor redirigirlo en otras cosas más apremientes, urgentes. El pueblo cubano es el que genera ese $ y el gobierno lo administra. Pero quién genera las riquezas tiene derecho a decirle al administrador: “oye en el deporte estamos haciendo papelazos hace rato, porque mejor no te quitas ese muerto de encima e invierte MI DINERO en algo más tangible.”
Si ya las medallas, las glorias, etc… es algo placeroso pero intangible y para empeorar ahora llegan cada vez menos, es hora de que se considere a nivel de Asamblea Nacional esta postura hacia el deporte. Es verdad que en China se sigue un modelo parecido al nuestro, pero China es la 2da economía mundial, la primera población (con mucho) mundial y no recuerdo que estuviese tan bien en el deporte en plena decada del 70 con la Revolución Cultural, cuando eran mucho pero …muchooooo más pobres que ahora.
No existe un único modelo de gerenciar el deporte como nación: Hay ejemplos de una mezcla de intervenciones estatales con la iniciativa privada que están dando buenos resultados (Reino Unido por ejemplo en los últimos 10 años). En la actual Rusia aún el estado tiene un papel preponderante en el control del deporte (y del dopaje tambie jejeje)… etc pero hay algo en común: los países con más o menos intervención del estado son desarrollados. Cuba está lejos de serlo. En el 92´no lo era, quedamos en 5to en las Olimpiadas de Barcelona…esto fue normal ? o una consecuéncia de la poilítica socialista de la amateurización del deporte (con todo el $ por tubería que se invistió en los años anteriores) ? Amateur de verdad…nunca fué, sólo un espejismo seamos francos !!.
Este comentario, extenso como siempre me disculpen, no pretende disentir de las palabras de TM.61, pues mi objetivo no es hacer una réplica a las cosas con las que no estoy de acuerdo. Quería concentrarme más en lo deportivo en general, saliendo un poco de beísbol pero sin caer en temas casi 100 % políticos como relaciones Cuba-USA.

En mi opinión, y para terminar, la forma en que fue gestionado y se gestiona el deporte en Cuba tuvo que ver más con una posición común del extinto campo socialista al que Cuba pertenecía que con las especificidades de las tensas relaciones USA-Cuba. Ahora con la guerra fría casi enterrada, con la embrionaria renormalización de las relaciones USA-Cuba, no existe más razón para el gobierno Cubano mantenga la actual postura frente al deporte.

CubanFan

22 marzo, 2017

“El pueblo cubano es el que genera ese $ y el gobierno lo administra. Pero quién genera las riquezas tiene derecho a decirle al administrador: “oye en el deporte estamos haciendo papelazos hace rato, porque mejor no te quitas ese muerto de encima e invierte MI DINERO en algo más tangible.””……….. nada mas que decir!!!
Amigo @AmdBoy: 100 % de acuerdo contigo!!!
El día que cada cubano interiorice ese “pequeño detalle” y se nos respete ese “derecho” entonces podremos decir que somos un país realmente preparado para lo que venga!!!

LAS NOTICIAS EN TU BUZÓN

Suscríbete a nuestros boletines para que estés al tanto de los artículos más relevantes publicados en OnCuba.

[mc4wp_form id="83321"]

Publicidad

La carta bajo la manga

La caricatura