Judge dicta sentencia

Jamás un novato ha pegado 50 jonrones en las Ligas Mayores del Béisbol. Ni siquiera lo hizo Mark McGwire en su fabuloso debut de 1987 con los Atléticos de Oakland, cuando pegó 49 sabrá Dios con qué dosis de esteroides en la sangre. Sin embargo, Aaron Judge va camino de lograrlo.

El outfielder de 25 años y 2.01 metros no solo tiene ya 99 papeletas de 100 para llevarse el premio al Rookie of the Year, sino que también opta muy seriamente por la placa al Más Valioso de la temporada, una gesta que apenas han podido rubricar en la historia otros dos jardineros, Fred Lynn (Medias Rojas-1975) e Ichiro Suzuki (Marineros-2001).

Ubicado en el centro de la alineación de los Yanquis –con toda la carga de presión mediática y exigencia popular que implica ello–, el muchacho acumula 26 conexiones de vuelta completa, paso éste que según proyecciones lo conduciría a vencer 59 veces las bardas del estadio.

Cierto es que no hay mayor razón para aferrarse a tales cálculos –que obviamente no tienen en cuenta la posibilidad de lesiones, enfermedades o slumps–, pero tampoco debe pasarse por alto que ya casi llegamos a mitad del calendario. Es decir, no se trata de un cálculo precisamente prematuro. ¿Y sabe usted cuántos hombres han podido largar esa cantidad de jonrones en un año? Pues solo cinco: Barry Bonds, el propio McGwire, Sammy Sosa, Roger Maris y Babe Ruth.

Foto: nypost.com.
Foto: nypost.com.

Lo de Judge es alarmante. En la gloriosa historia de los Yanquis, es el sexto jugador que dispara 25 cuadrangulares en los primeros 70 desafíos de su equipo, antecedido por Ruth, Maris, Alex Rodríguez, Mickey Mantle y Lou Gehrig. Y a menos que suceda un imprevisto lamentable, va a imponer una marca para novatos de la franquicia a rayas pues únicamente le faltan cuatro vuelacercas para sobrepasar al Joe DiMaggio de 1936.

Aspirante de fuerza a la Triple Corona en el más joven de los circuitos, que ganaría si hoy finalizara el campeonato, el nuevo Giancarlo Stanton –como algunos lo llaman debido a la magnitud de sus batazos– se ubica ahora mismo en posiciones de privilegio en casi todos los principales departamentos ofensivos del Big Show, sin distinción de liga. A saber, manda en jonrones (26), slugging (.697), OPS (.1144) y OBP (.447); comparte con Paul Goldschmidt el liderazgo de anotadas (68); es segundo en boletos recibidos (51) junto a otros dos jugadores; tercero en empujadas (60); y cuarto en average (.333). Además, lidera sin apuros el WAR con 4.8.

Soplar medio centenar de bambinazos suena inmenso, y lo es. Nunca lo hicieron tipos como Andre Dawson, Gehrig o Harmon Killebrew. Nunca lo ha conseguido Albert Pujols. Pero el juez Judge, un novato, tiene la hazaña a tiro.

Artículos Relacionados

Comentarios

alfredo

30 junio, 2017

asi mismo Pancho… parece que hizo el articulo hace un mes… y ademas… Judge tiene una debilidad… si le pitchean pegado no va a dar ni un jonron mas… veremos al final de la serie que pasa…

Kubala, ¿y qué me dices de Cody Bellinger que comenzó casi en mayo y tiene 24 trancazos?

LAS NOTICIAS EN TU BUZÓN

Suscríbete a nuestros boletines para que estés al tanto de los artículos más relevantes publicados en OnCuba.

Publicidad

Solución migratoria

La caricatura