Emprendedoras denuncian daño a las familias cubanas

Se termina un año no tan bueno para Cuba comparado con 2016, que fue estridente y prometedor: estuvimos pegados en las listas de éxito. Por La Habana pasaron Francisco y Kiril, Rolling Stones, Chanel, Fast and Furious, Madonna, el mismísimo Obama y una legión nunca antes vista de turistas estadounidenses que ayudaron a abarrotar hoteles, casas de alquiler privado, restaurantes, e hicieron renacer flotillas de pintiparados carros de los 50.

Entre 2015 y 2016 más de medio millón de personas, trabajadores privados, más sus familias, fueron los inmediatos beneficiarios de un movimiento inusual de divisas llegando a sus bolsillos de manera directa y en espiral: el arrendador que se estrenó en Airbnb y estuvo lleno en todas las temporadas; el taxista al que le sobraron vueltas por La Habana o viajes a Varadero y Trinidad; el gastronómico que multiplicó panes y peces con la ayuda del campesino que los cosechó, o del “viajante” –no legal– que trajo los suministros de Ecuador, Panamá, Rusia o México; el peluquero, el fotógrafo, el informático que programó una APP; el gestor de fiestas que casó a Usher y el que le celebró los 15 años a las niñas del barrio; los traductores, productores, camarógrafos, bailarines, actores, diseñadores, que facilitaron el estreno de vídeo clips, películas, documentales y reportes sobre Cuba en tantos noticieros, en tantas cadenas de televisión internacional, durante ese 2016 inolvidable.

Muchos salieron ganando aun cuando faltó orden, transparencia, más legalidad y sobre todo “buena cara” de las autoridades cubanas, no ya para permitir, sino también para fomentar esta fiesta.

Pero 2017, en cambio, ha sido muy diferente. Las grandes celebrities se quedaron en casa. El 16 de junio el presidente Trump y su consiglieri de origen cubano, el senador Marco Rubio, aguijonearon una vez más a Liborio. Sus nuevas medidas, que ya han entrado en vigor, combinadas con una saga aventurera sobre “ataques sónicos” que nadie ha demostrado, congelaron a todo el mundo en la fotografía.

En la segunda mitad del año ha sido todo bastante difícil.

Minimizada su embajada, suspendido el otorgamiento de visas en La Habana, puesta a circular una advertencia sobre Cuba para desestimular los viajes de norteamericanos a la Isla, el gobierno de Estados Unidos está volviendo a “jugar al duro” contra los cubanos. Un cóctel Molotov que ha dejado en ascuas a muchos.

Para seguir salpicando el panorama, el 1ro de agosto el gobierno cubano le ponía candado a ciertas actividades de trabajo privado y sin nuevo aviso prometía un “perfeccionamiento” que todavía no ha llegado. Fueron afectados cientos, tal vez miles o decenas de miles de cubanos. ¿Quién no conoce a una familia que tenía todo listo para comenzar a alquilar en La Habana, por ejemplo, y se quedó en el aire, sin dinero y con ganas de comer también del pastel en un país que va a recibir este año más de 4,5 millones de visitantes?

Y las desgracias vienen juntas, como se sabe. La noche del 10 de septiembre el huracán Irma, categoría 4, le rasuró el espinazo a la Isla casi completa. Más pobreza que antes; muchos cubanos quedaron sin casas, sin pertenencias y con pocas esperanzas.

Entre septiembre y diciembre el ámbito de la economía privada en Cuba, en la mayoría de las actividades, ha dado señales de entrar en una suerte de recesión. A muchos les va mal, o al menos no les va tan bien como cuando la normalización entre Estados Unidos y Cuba era un horizonte posible.

De todo esto habla una nueva comunicación que mujeres emprendedoras cubanas han dirigido a la opinión pública y a los operadores políticos del sur de la Florida y de Washington. Lo dicen directamente: “las nuevas restricciones a los viajes están aplastando al sector privado.”

Como dueñas de negocios y jefes de nuestras casas, estamos tristes por el giro de los acontecimientos que están causando sufrimiento a tantos de nuestros amigos, familiares y colegas. Estamos cansados ​​de escuchar sobre “apoyo para el pueblo cubano”, mientras que esas mismas políticas sacan dinero de nuestros bolsillos y comida de nuestras mesas, y nos separan de nuestras familias.

Las nuevas restricciones a los viajes están aplastando al sector privado. Los límites en los viajes individuales y las llamadas para una aplicación más estricta han confundido y asustado a los visitantes de EE.UU., Muchos de los cuales eligen ir a otro lado o cancelar sus planes de viaje a Cuba. Como una forma de patearnos mientras estamos deprimidos, una advertencia de viaje injusta del Departamento de Estado y el cierre parcial de la Embajada de los EE.UU. En La Habana han afectado aún más los viajes de los EE.UU. Y perjudicado a nuestros negocios.

El cierre de los servicios consulares está dividiendo a las familias, haciendo que la reunificación y las visitas familiares sean casi imposibles. Cientos de miles de familias cubanas están sufriendo, sin saber cuándo se reencontrarán con sus seres queridos. También hace que sea imposible que los empresarios participen en talleres y programas de capacitación, grupos culturales para recorrer a los estudiantes estadounidenses y cubanos para obtener visas para estudiar en los Estados Unidos. La advertencia de viaje que acompaña, que está completamente injustificada, está asustando a los visitantes estadounidenses.

En conjunto, la advertencia de viaje y las nuevas restricciones han tenido un impacto claro: los restaurantes están vacíos, las tasas de ocupación han disminuido, los eventos se cancelan y los guías independientes y los taxistas y otros deambulan por las calles en busca de trabajo. Muchos de nosotros ahora debemos decidir a cuál de nuestros trabajadores despedirá.

Desafortunadamente, a pesar de la retórica de la política de EE.UU. Sobre el apoyo al pueblo cubano y el apoyo al sector privado, nuestra realidad no se toma en cuenta y nuestros deseos y esperanzas caen en saco roto. El año pasado, fuimos a Washington DC, para que los legisladores escuchen nuestras voces y analicen cómo una política más abierta de comercio y viajes ayuda a las empresas privadas de Cuba. Las 100 empresas privadas más importantes del país enviaron una carta al presidente Trump para presentar el caso, creyendo que sería una persona de negocios que él entendería. Un grupo de nosotros, mujeres empresarias cubanas se acercaron a Ivanka Trump, asistente del presidente, con la esperanza de que entendiera la importancia de empoderar a las mujeres que son líderes empresariales en la isla. Nuestras cartas y solicitudes de reuniones a la administración no recibieron respuesta, una y otra vez.

Marco Rubio, escúchanos

Así parecen decirle estas mujeres al senador que el 16 de junio aseguró que “más que nada, este cambio empodera al pueblo de Cuba”.

Repetidamente hemos solicitado reuniones con Rubio y su equipo para compartir nuestro conocimiento y experiencias de primera mano como empresarios y líderes comunitarios en Cuba. Desafortunadamente, al igual que los funcionarios de la administración, ha ignorado nuestras solicitudes para reunirse.

La negativa de los legisladores a reunirse con nosotros y, lo que es más importante, tomar en cuenta nuestras aspiraciones y medios de vida, es un símbolo de décadas de políticas estadounidenses que apuntan a castigar al pueblo cubano por la desaprobación del gobierno cubano. No solo esta forma de pensar y actuar es ineficaz y contraproducente, sino que es cruel y causa sufrimiento real a las personas a las que supuestamente intentan ayudar.

Hacemos un llamado a Rubio para que deje de tratar de dividir y separar nuestros dos países. Dejen de impulsar medidas que perjudiquen a familias, empresarios y cubanos promedio. También solicitamos al Departamento de Estado que levante de inmediato la advertencia de viaje injustificada y politizada, reabra completamente las embajadas y deje en claro que las nuevas y confusas regulaciones permiten viajes individuales.

Estas mujeres denuncian que ni la retórica, ni señalar con el dedo, ni incrementar las restricciones son el tipo de “apoyo” que el pueblo cubano quiere y necesita.

“Lo que queremos son embajadas en pleno funcionamiento y libertad de viaje para estadounidenses y cubanos por igual. Podemos encargarnos del resto.”

 Niuris Higueras, dueña del restaurante Atelier; Marla Recio, propietaria de Havana Reverie, gestora de eventos; Julia de la Rosa, co-dueña de De la Rosa de Ortega B&B; Yamina Vicente, propietaria de DeCorazón, una empresa decoradora. Fotos: Miami Herald.
Niuris Higueras, dueña del restaurante Atelier; Marla Recio, propietaria de Havana Reverie, gestora de eventos; Julia de la Rosa, co-dueña de De la Rosa de Ortega B&B; Yamina Vicente, propietaria de DeCorazón, una empresa decoradora. Foto: Gabriel Guerra Bianchini.

Artículos Relacionados

Comentarios

Es increible como para algunas decisiones en el parlamento se tiene una fecha prevista y se aprueba o se justifica de cualquier manera y para otras tan importantes como el nuevo otrogamiento de liciencias para cuentapropistas permenece parado o en estudio (si es que no estoy equivocado ), da la impresion de que al parecer no me cabe la menor duda de que no les interesa. Lo mas triste es que le escriben a marco rubio los cuentapropistas muy bien echo, pero aqui tambien hay que exigirle al parlamento y sus decisores que no son cuentapropistas que agilicen el proceso o al menos tengan una fecha limite y dejen los eufemismos.

Pero no logro entender, segun la prensa en el 2017 la economia avanzo 1.6, “saliendo de la recesion de 2016”.
Vaya digo yo que no se nada pero quizas la crisis, esa que usted menciona y que segun la prensa estamos venciendo este anno, pudiera venir dada porque el gobierno al final le saco las pesunnas a las formas de produccion no estatal, (que le pasaron la cuenta a los cuentapropistas quiero decir.), quizas a un recrudecimiento de la situacion “econ’omica” en Venezuela (el socio comercial de cuba), ….. no se quizas porque aun no han llegado los PostPanamax al Mariel, o porque de los no se cuantas solicitudes de negocio en la zona de desarrollo solo se han aprobado (unas poquitas),,,,, y ejecutado casi ninguna ??? o porque sencillamente ese es el proceso natural en negocios como el turismo y los portales web …. primero crean espectativas, hacen propaganda, la gente va, ven lo que hay y si no es sumamente interesante como para mantener el mismo raiting de visitas pues nada bajan los niveles de consumo. 1+1 = 2
En fin que la formula de buscar los culpables a fuera ya no me la trago.
Igual lo de las crisis y las bonanzas es especulacion tanto, suya, mia, de la prensa y del parlamento, quien tiene la ultima palabra es la ONEI, pero estan de vacaciones ………. desde el 2014,

Abdel correa

22 diciembre, 2017

Es cierto milena que son medidas tremendamente perjudiciales para el pueblo de cuba, a mi tambien me afectan , pero no es a trump y a rubio a quien deben exigirle. Recuerden el ataque vil a q fue sometido obama despues de aquel discurso famoso por parte de aquel selecto auditorio q ni siquiera aplaudio la propuesta de comenzar una nueva era de relaciones, al fin y al cabo, cuba no ha dado un solo paso en aras de mejorar la relacion ( algo q respeto y creo su genuino derecho) pero entonces toca asumir el resultado de ejercer ese derecho y no andar quejandose y mucho menos culpar a una parte del problema ( q por cierto le vale un pito si hay relacion o no pq no necesitan de cuba para poner un plato en la mesa).

Marionetas de exportacion. Embullados por el gobierno que les limita su desarrollo van a casa del enemigo de todo y de siempre a pedirle ayuda para que sus chinchales no se caigan. Hay que tener la cara dura.

Milena, actualizate, mira aca mismo en On Cuba nuevas limitaciones al trabajo privado. Dirigete a Murillo, manda a esa semprendedoras a la Asamblea Nacional para que le pidan mas facilidades para poder llevar sus negocios. Marco Rubio debe estar de vacaciones por Navidad.

Gustavo Rodriguez

22 diciembre, 2017

Lean bien lo que escribe la periodista, esta claro que el gobierno cubano tambien es responsable de esta situacion por su manejo paranoico de los negocios privados. O es que ella tiene que escribirlo en mayusculas para que se entienda?

Si no fuera porque me da tanta rabia fuera para reirse que mujeres emprendedoras cubanas, q viven en CUBA y hacen negocios, se dirijan a los politicos de USA a expresar sus quejas, a pedirle al presidente de USA y a un congresista de USA q los escuche, para que se reuna con ellas y para que las ayude a sobrevivir en CUBA. Soy yo el unico que puede apreciar la extrema contradiccion en esto?? Por que no dirigen sus quejas y pedidos al presidente de CUBA, a los politicos de CUBA y a los miembros de la Asamblea Nacional de CUBA?? Por que no exigen una respuesta a la Ministra de Trabajo y Seguridad Social, a la que el 21 de agosto se entrego una carta firmada por 43 trabajadores por cuenta para solicitarle una reunion para dialogar sobre el Proceso de Perfeccionamiento del Trabajo por Cuenta Propia y despues de mas de 70 dias laborables no ha dado absolutamente ninguna respuesta?? Por que no le piden a los delegados municipales recien electos por mas de 7 millones de cubanos (segun cifras oficiales)??? Claro que no!! Es mas facil pedirle a los politicos de USA, porque ahi no hay riesgo de represalias; y de paso van a congraciarse con los que si los pueden reprimir.

Cuba siempre fue dependiente del mercado exterior. Según los precios internacionales del azúcar había vacas gordas o flacas. Por lo tanto, el bloqueo afecta y por eso es que USA lo mantiene. Por otra parte, hay mucho que hacer y que no depende de USA. En eso es en lo que tenemos que trabajar más sin dejar de hacer presión para que USA elimine su injerencia en nuestros asuntos.

Las licencias quien las suspendio fue el gobierno de Cuba. El pais recibe truismo de to das partes del mundo. No solo de USA. Yo creo q realmente la reclamacion hay q hacer la a la Asamblea Naciconal.

El unico daño a las familias cubanas es el provocado por el nefasto sistema cubano hace 60 anos.

el bloqueo lo pone el gobierno cubano… que no deja exportar e importar libremente a la gente… lo que le da la gana… cuanto le de la gana… cuando le de la gana… a tarifas racionales… sencillo… si dejara eso por la libre… Cuba se llenaba de progreso… y de paso demostraba que no existe ningún bloqueo externo… que todo eso es pura ciencia ficción de un grupo de mal nacidos que lo único que quieren ver alrededor es tristeza, miseria y dolor…

Manden a Rubio a freír espárragos , este tipo lo manejan como títeres , los fosilestde miami, porque si no hace lo que ellos quieren, no tendrá el voto de lis mismos, el es un títere mas de mierdami.

Las 4 emprendedoras son de la seguridad

Milagros, podria explicar como enviar a Rubio a freir esparragos?. Rubio esta electo por es mierdami que manda billones en ayuda a los cubanos de la isla. Y si no hace lo que sus electores quieren se queda afuera. Eso no es chantage, se llama democracia que tu no conoces. En vez de hablar cascaras proponga algo inteligente

Y cuál comunicación enviaron al gobierno cubano ahora y cuando habían grandes posibilidades con Obama de avanzar mucho en el mejoramiento de relaciones. Les recuerdo que la erradicación de la ley de pies secos y mojados fue siempre demanda cubana. Idem la ley de ajuste. Empeora la situación interna y cierran las salidas. Olla de presión sin válvula de escape revienta. Eso es lo que quiere el gobierno uSA y los idiotas dirigentes cubanos sin (O CON) consciencia le hacen el juego.

entrada_alternativa

23 diciembre, 2017

Vuelvo y repito, estos emprendedores habaneros que van a pedirle a Donald Trump que deje ir a Cuba a los estadounidenses son los mismos que deberian ir al Consejo de Estado a exigir un mejor gobierno que en definitiva les ayude a poder desarrollar su trabajo de una mejor manera. Para mi no son mas que un bulto de hipocritas tratando de ganarse punto con este tipo de acciones.

Carlos mANUEL

24 diciembre, 2017

Algunos de los que aquí escriben se asemejan y dios guarde a mis hijos e hijas a las perretas de estos cuando eran niños. Cuba fue proclamada el 1ro de enero del 59 libre y soberana, y en la conceptualización del ME de igual forma libre y soberana. Las medidas que se toman son necesarias independientemente de que uno perciba que persiste la improvisación y el voluntarismo. Este reordenamiento en el sector privado es importante. La propiedad privada es necesaria en sus limites y espacios, no puede ser determinante, sino se va a bolina los principios del básicos del socialismo. Dejémonos de perretas y de llamadas a Marcos Rubio y Trump. Estos dos HP no van a resolver nada en este país y ademas no permitiremos sus injerencias en nuestros asuntos. Déjense de pataletas. Las medidas para hacer avanzar a este sector privado están en estudio y se irán implementando de acuerdo a la creación de condiciones.

Carlos Manuel, a bolina se fue el socialismo, el dia que Cuba se convirtió en Capitalismo Monopolista de Estado. El dia que perdimos el derecho a cambiar el sistema, y el pueblo se quedó sin voz ni voto. Ve a decirle a los que gobiernan Cuba que vivan como socialistas y después empezare a creerles. 60 años haciéndonos pasar miserias por una ideología que no supera en nada a los paises capitalistas, de que sirve? Si no hacemos pataletas, sino protestamos, seguiremos en las mismas por 60 años mas. Los cubanos queremos cambios, porque queremos que nos se nos limite el emprendimiento personal, queremos que se nos respete como individuos, no somos una masa uniforme!!

entrada_alternativa

25 diciembre, 2017

Carlos Manuel, y cuando van a estudiar el aumento de las pensiones. Tu crees que sea justo que una persona jubilada tenga que pagar 30 CUC por un triste paquete de 3 kgs? Que retiro en Cuba da para pagar eso? Es acaso Marcos Rubio o Donald Trump culpable de estas medidas de tu gobierno revolucionario. Dale a agitar la banderita al desfile del 1ro de Mayo, anda. Para que te den tu aseo del mes.

” Estos dos HP no van a resolver nada en este país”…Ni los HPs de adentro tampoco.

LAS NOTICIAS EN TU BUZÓN

Suscríbete a nuestros boletines para que estés al tanto de los artículos más relevantes publicados en OnCuba.

Publicidad

El muro

La caricatura