Ecuador otorga ciudadanía a Julian Assange

Ecuador ha otorgado la ciudadanía al fundador de WikiLeaks, Julian Assange, que se ha refugiado en la embajada de Ecuador en Londres durante más de cinco años, y está buscando una solución “digna y justa” para su situación con Gran Bretaña.

El gobierno británico dijo anteriormente el mismo jueves que había rechazado una solicitud de Ecuador para que se le otorgue a Assange estatus diplomático como parte de los esfuerzos del país sudamericano para resolver su dilema.

Assange ha estado viviendo en el edificio en Knightsbridge, Londres desde que se le concedió el asilo allí en 2012 para evitar la extradición a Suecia por acusaciones de violación.

Los fiscales suecos retiraron su investigación sobre las acusaciones, pero la policía británica dijo que Assange sería arrestado por incumplir las condiciones de libertad bajo fianza si abandonaba la embajada.

Assange, que niega las acusaciones, temía que Suecia lo entregase a Estados Unidos para enfrentar el enjuiciamiento por la publicación de miles de documentos militares y diplomáticos clasificados por WikiLeaks en una de las mayores filtraciones de información en la historia de Estados Unidos.

“Ecuador actualmente está explorando otras soluciones en diálogo con el Reino Unido, como buenos oficios de autoridades reconocidas, otros estados u organizaciones internacionales que podrían facilitar una solución justa, final y digna para todas las partes”, dijo a la prensa la ministra de Relaciones Exteriores de Ecuador, María Fernanda Espinosa.

“Existen temores bien fundados sobre posibles riesgos para su vida e integridad, no necesariamente por el Reino Unido, sino por terceros estados”.

No dio detalles sobre cómo la concesión de la ciudadanía de Assange podría ayudar a evitar su detención por parte de la policía británica.

Para algunos, Assange es un héroe cibernético por exponer los abusos de poder del gobierno y defender la libertad de expresión, pero para otros es un criminal que ha socavado la seguridad de Occidente al exponer secretos.

“Ecuador sabe que la forma de resolver este problema es que Julian Assange abandone la embajada para hacer frente a la justicia”, dijo un portavoz de la Oficina de Relaciones Exteriores británica.

Assange enfureció a Washington al publicar cientos de miles de cables diplomáticos secretos de Estados Unidos que pusieron al descubierto evaluaciones de los líderes mundiales, a menudo muy críticas, desde el presidente ruso Vladimir Putin a la familia real saudita.

Reuters / OnCuba

Artículos Relacionados

Comentarios

LAS NOTICIAS EN TU BUZÓN

Suscríbete a nuestros boletines para que estés al tanto de los artículos más relevantes publicados en OnCuba.

Publicidad

El muro

La caricatura