Cubanos en Ecuador ¿discriminados?

Irse de Cuba implica, en el imaginario colectivo, que allá donde vayas trabajarás más que en la Isla. Al norte o al sur, se sabe que encontrar empleo es difícil, que probablemente no ejerzas lo que estudiaste y que quizás seas visto con mala cara por varias razones.

Una es que los cubanos tienen fama de “estudiados” por lo que pueden ascender rápidamente en empleos usualmente ocupados por los nacionales. Otra son los prejuicios alimentados por comportamientos negativos de algunos que hacen cualquier cosa por dinero.

En Ecuador, una de las naciones que ha recibido mayor cantidad de cubanos al sur de las Américas, la realidad no es diferente. Según datos del 2010 obtenidos por el Instituto Nacional de Estadísticas y Censo (INEC), en esa nación residían 6717 personas de nacionalidad cubana.

En los cinco años siguientes, a pesar de que muchos cubanos se ha ido a otros lugares o han retornado, esta cifra debe haber aumentado significativamente. Muchos viven del comercio transnacional de mercaderías hacia la Isla que es la práctica laboral más visible de los residentes o en tránsito.

Los sitios más “cubanizados” son los barrios de La Florida, en Quito, y El Paraíso, en Guayaquil; mientras que entre los espacios que brindan amplias posibilidades de intercambio y acercamiento están los mercados. En otros escenarios los prejuicios condicionan la inserción profesional de los isleños y limitan la satisfacción de necesidades como el acceso a una vivienda.

La representación negativa acerca de quienes decidieron emigrar, así como el auge en Ecuador de prácticas político-administrativas para reducir la presencia extranjera en general, son algunas de las condicionantes del panorama descrito según se explica en el libro Del Caribe a la Mitad del Mundo. Migración cubana en Ecuador.

El Máster en Sociología Ahmed Correa Álvarez, autor del texto, cubano residente en Ecuador y activista por los derechos de las personas en situación de movilidad, accedió a conversar con OnCuba sobre el asunto.

El ingreso numeroso de cubanos a Ecuador, explica, comenzó en el 2008 con la aprobación en ese país de una avanzada norma constitucional. Ese mismo año, mediante decreto ejecutivo, se eliminó la visa como requisito de ingreso lo cual marcó la proyección de la Revolución ciudadana de Ecuador hacia una política de fronteras abiertas.

Sin embargo, en los últimos tiempos se han dado retrocesos en esa intención. Uno de los ejemplos más claros fue la puesta en vigor en 2012 del Reglamento para acceder a la condición de refugiado, con el fin de reducir la entrada al país, lo cual se suma a la coexistencia en esa nación de algunos mitos relacionados con el incremento de la inseguridad y el impacto económico de los migrantes que –a juicio del investigador– “pueden ser rebatidos con estadísticas y estudios realizados”.

Recientemente, por demás, las autoridades ecuatorianas decidieron la suspensión de las legalizaciones de títulos de estudios universitarios cubanos. Desde el 11 de mayo pasado solo se presta este servicio a quienes estén beneficiados con los convenios bilaterales y de cooperación suscritos entre los dos países.

foto ecuador embajada

¿Tienen que ver de alguna manera las características de la migración cubana con esta situación?

¿Tú sabías que hasta el 2012, la nacionalidad cubana era la de mayor presencia entre los docentes no nacionales en el sistema de educación superior ecuatoriano? Esa situación ha cambiado en los últimos años con la llegada sobre todo de profesionales españoles, pero por poner otro ejemplo, en Ecuador hay más población estadounidense y española que cubana.

Creo que tanto en la Isla como en Ecuador existe una representación negativa de quienes migraron. Se les vincula con actividades delictivas, con la mala educación. Y no digo que eso no pueda pasar, pero las estadísticas deben servir para algo.

Por ejemplo, hasta noviembre del 2013 había solo 17 personas de nacionalidad cubana en privación de libertad; exactamente la misma cantidad de estadounidenses en esa fecha. Según datos de la Dirección Nacional de la Policía Judicial entre 2007 y 2011, del total de denuncias formuladas contra extranjeros solo el 2,76 por ciento (116) fue contra cubanos. De esas 116 denuncias, más del 51 por ciento fueron por delitos vinculados a la situación migratoria: falsificación y uso doloso de documentación, suplantación de identidad, trata, etc.). Y hablamos de denuncias, no de delitos sancionados.

Hay que entender las limitaciones de regularización, de inserción en el mercado laboral, y de cómo operan los imaginarios negativos sobre las personas para comprender determinadas prácticas. La marginación genera marginalidad.

La discriminación también se puede encontrar en relación a nacionales ecuatorianos cuando sin pelos en la lengua racializamos despectivamente e inferiorizamos al otro. Y esto es algo que también hay que rechazar, a pesar de las experiencias; no solo porque está mal sino porque los círculos de exclusión nunca generan resultados favorables en este tipo de escenarios.

Ahmed Correa Álvarez, cubano residente en Ecuador y activista por los derechos de las personas en situación de movilidad. Foto: Cortesía del entrevistado
Ahmed Correa Álvarez, cubano residente en Ecuador y activista por los derechos de las personas en situación de movilidad. Foto: Cortesía del entrevistado

¿Afecta esto el acceso de los cubanos al mercado laboral?

Claro que afecta. Los estereotipos de cualquier tipo condicionan la inserción en el mercado laboral, así como la posición de las personas en una sociedad determinada. O sea, también limita el acceso a otros servicios y necesidades; como por ejemplo el acceso a una vivienda o a la salud.

Estas dinámicas no solo condicionan la situación de los cubanos en Ecuador, sino también la de otras poblaciones provenientes de Colombia, Haití, Perú, o de varios países africanos.

¿Y qué es el «chopingtankeo» que menciona en su libro…?

“Chopingtankeo” es solo una expresión para nombrar una de las prácticas económicas desarrolladas por los cubanos en Ecuador. En los diarios se le llaman “mulas” a las personas que compran mercaderías y las venden en Cuba.

Sin embargo podemos hablar de un verdadero comercio transnacional de mercancías con especificidades significativas pues supone el sostenimiento de vínculos transnacionales, redes de colaboración de las que hacen parte familiares y amigos, y que han generado ingresos para no pocos hogares. Además es una práctica que ha funcionado a pesar de las diversas reformas aduanales que han limitado la importación de mercancías, adaptándose estratégicamente a las condiciones normativas establecidas.

En general esta es una práctica sobre la que existe lamentablemente una visión bastante negativa. No podemos perder de vista que ha sustituido a la remesa mediante la generación de ganancias para las familias, y aunque es desarrollada fundamentalmente por hombres también ha supuesto la modificación de roles de subordinación al configurar en actores económicos a mujeres dedicadas al comercio y a personas discriminadas en entornos familiares por su orientación sexual.

A pesar de que hay quien pueda señalar razones económicas para su limitación, creo que como práctica comercial pudiera ser reconocida en beneficio de la sociedad cubana en tanto genera varias formas de empleo, y que pudiera regularse con mecanismos tributarios moderados, facilitando la inserción en Cuba de bienes que no se producen o que se ofertan escasamente.

Con esto, además, se dignificaría el trabajo de estas personas al generarse políticas de incorporación a la realidad cubana de la población inserta en dinámicas de movilidad.

Según su estudio esta relación con el mercado favorece una interacción que suele faltar en otros ámbitos…

Sí, en efecto. El estudio explora dinámicas de inclusión/exclusión en el ámbito laboral. Y el comercio transnacional de mercadería es una de las prácticas laborales de mayor visibilidad en Ecuador. Tanto en el mercado de Ipiales en el centro de Quito, muy cerca de Carondelet, como en el de la Bahía en Guayaquil, que son los dos lugares donde ocurre el mayor número de compras que posteriormente se llevan a Cuba. Y como suele pasar en un mercado popular, no en los centros comerciales, la compraventa provoca no solo la circulación de dinero y mercancía sino también intercambios interpersonales, bienes simbólicos, etc. En los mercados pude encontrar muchos testimonios de relaciones de amistad o parejas ya con hijos pequeños, que nacieron justo de dicho vínculo.

¿Ha influido la exclusión y las limitaciones en la reorientación del proyecto migratorio cubano en Ecuador?

Hablar de reorientación supone pensar en cuáles eran las expectativas de quienes llegaron después del 2008. Ahora se habla de que los cubanos solo quieren irse a los Estados Unidos y hacer la ruta hacia el norte, por Colombia, saliendo por el Tampón de Panamá, y exponiéndose a diversos a peligros. Hay cada vez más personas que se arriesgan y hacen este viaje. Sin embargo, no se puede decir que Ecuador solo sea plaza de tránsito. Al inicio muchos vinieron a hacer vida en Ecuador. Después, ante las limitaciones de inserción, han reorientado sus proyectos migratorios y salen hacia Estados Unidos.

Frente a las limitaciones de tener un estatus migratorio regular en Ecuador, de encontrar empleo y a las limitaciones de retornar a Cuba, Estados Unidos se convierte en opción.

Y la gente apuesta por eso, y se expone a un trayecto, que es nuevo para la población cubana pero que tiene una historia extensa y triste de violaciones de los derechos de las personas en tránsito migratorio.

“En Guayaquil no para de sonar salsa por cada rincón”, narra desde Ecuador el editor del blog Mitad. Foto: Tomada del blog Mitad
“En Guayaquil no para de sonar salsa por cada rincón”, narra desde Ecuador el editor del blog Mitad. Foto: Tomada del blog Mitad

¿Qué  acciones podrían articularse desde Ecuador  para mejorar la situación de los extranjeros como parte de una política migratoria integral?

Por una parte actualizar la legislación migratoria de Ecuador, que data de los años setenta. Está ya en la Asamblea el proyecto de Ley Orgánica de Movilidad Humana, pero hay que participar en los debates para que los prejuicios no secuestren la ruta que marca la constitución en el diseño de dicha norma. Y es importante romper las lecturas superficiales basadas en el desconocimiento, utilizar los medios de comunicación y otros espacios a nivel comunitario para sensibilizar a la gente, y que los distintos grupos y nacionalidades no piensen un entorno de debate desde el lente exclusivo de su experiencia, sino generando lazos de colaboración, identificando demandas comunes.

Ahora, para entender la situación de la migración de cubanos en Ecuador no solo hay que evaluar la política migratoria ecuatoriana. Sobre el cubano o la cubana que decidió salir del país para llegar a Ecuador, o cualquier otro país, además de la Ley de Ajuste Cubano pesa la legislación cubana.

Y a pesar de las importantes reformas que se hicieron en el 2013, las condiciones de la legislación existente aún generan situaciones de desprotección, de situaciones de apatridia de hecho, para migrantes cubanos que no pueden regular su situación migratoria en los países de destino.

Sin tener en cuenta todos estos factores, los distintos marcos políticos y normativos que concurren en esta experiencia, no se pueden entender las dinámicas y estrategias de la población migrante cubana en Ecuador.

Artículos Relacionados

Comentarios

alejandra

8 junio, 2015

Nos tienen mucha envidia los ecuatorianos, estamos mejores preparados y nos mira mal por este problema…. es asi, porque a pesar de ser latinoamericanos somos diferentes…

Jo Alejo

8 junio, 2015

Wao me dejó frió el texto este, ta muy elaborado y sin tantas luces politicas habla por las claras de problemas y soluciones, verdaderamente bueno. Toca ver si alguno de los que se sientan en las ¨¨sillas grandes¨¨ y con dos dedos de frente usa este libro para darse cuenta que como mismo expuso Arjona en su canción mojado, ¿Porq el mojado necesita comprobar con visas que no es de Neptuno?……Gracias al escritor

Rosalina

8 junio, 2015

Los cubanos sobre salimos en todos los terrenos y eso crea un poquito de envidia y sobre todo aquí en USA, que tenemos privilejios en emigracion

seguro

8 junio, 2015

No comparto la posición de Alejandra de que nos tienen envidia. En realidad lo que le falta al cubano en cualquier lugar al que llega es humildad. Llegamos a invadir espacios ajenos y esperamos ser aceptados “por que sí” sin pensar que ya en ese lugar existen hábitos y una cultura diferente a la nuestra. No es el natural quien se debe adaptar. Es el extranjero, el que llega quien debe adaptarse y convivir. “Al país que fueres haz lo que vieres”. La estadística menciona otros grupos de emigrantes superiores en número, pero pasan desapercibidos por la sencilla razón que el cubano (de dos en adelante) TRATA de sobresalir. No hay que ser un experto para identificar a un cubano en Quito. En la sierra la gente es callada y comedida, diferente al costeño. Entonces un cubano en la multitud es como una pedrada en la pupila o una alarma en la madrugada. Escandalosos (somos), irrespetuosos, prepotentes, y (a pesar de lo que dicen) maleducados. Entonces amigos, tienen o no razón los ecuatorianos para mirarnos con sorna?

Diango Yunier Díaz Rubio

8 junio, 2015

En realidad no creo que sea como alejandra nos comenta, mas bien pienzo se nos ve como se miran a las personas que aqui en cuba llamamos orientales. Es solo cuestion de referencias y creo que todos estamos pagando por lo que un puñado de cubanos hace mal. Si es verdad que todos somos latinos y no estoy de acuerdo en que nos maltratemos los unos a los otros cuando en realidad todos buscamos lo mismo. Espero que esa referencia que tenemos sea cambiada para bien con el esfuerzo de los miles de cubanos que hoy viven en el Ecuador.

Regina Casal

8 junio, 2015

Viví 10 años en Ecuador y se convirtió en mi segunda patria. Gente acogedora, de gran sentido del humor y muy amantes de Cuba. De eso hace 20 años. Los cubanos que han llegado recientemente van con ínfulas de superioridad y tienen fama de mafiosos. Esos comentarios de “nos envidian” revela ignorancia. No tienen por qué envidiarnos. Qué pena que unos cuantos estropeen la buena reputación que teníamos antes. Comparto el comentario de que lo que hace falta es humildad y agradecimiento por ser uno de los pocos países que otorga visa.

Dice el articulo … “Recientemente, por demás, las autoridades ecuatorianas decidieron la suspensión de las legalizaciones de títulos de estudios universitarios cubanos. Desde el 11 de mayo pasado solo se presta este servicio a quienes estén beneficiados con los convenios bilaterales y de cooperación suscritos entre los dos países.” …

Fue una medida unilateral tomada por Ecuador ??? se dice q esto sucedio a raiz de una visita de Dias Canel a ese pais ….

Alguien puede verificar esto ? Saludos.

Miguel

8 junio, 2015

Mucha gente Cubana tiene un trauma con la envidia y la verdad es que lo que ha escrito SEGURO es la pura verdad. No es por nada que al menos en USA hay màs de 40 mil cubanos con orden de deportacion. Es n’a pena que ahora la gente nos vincule con delincuencia, estafa, robo de identidad y trâfico de personas y drogas. Es penoso pero es la verdad.

yudith

8 junio, 2015

Segun mi criterio, como en todas partes, aqui en Ecuador hay gente muy mala y gente muy buena.. Nada es blanco y negro. Pero quienes vivieron aca hace 20 años cuentan una realidad muy diferente a la de ahora. Ecuador cambio muchisimo en mil sentidos. A eso hay que sumarle que no todas las ciudades son iguales…por ejemplo, Quito es mucho mas hostil que Guayaquil ( en relacion a los cubanos). Pero cada quien tiene una experiencia única. Yo hablo por mi…y si me preguntan…no es un pais para vivir toda la vida…la gente es muuuyyy complicada y poco servicial. Al gobierno le queda mucho por hacer, pues en los servicios basicos como la educacion y la salud, el personal casi nunca actua a la altura de la Revolucion ciudadana..pero es lo que hay. Creo que si discriminan..pero no solo a los cubanos..entre ellos (los ecuatorianos) tambien marcan diferencias…

seguro que no

8 junio, 2015

Envidia tiene que haber, porque es que la diferencia de la preparación profesional es abismal; la capacidad intelectual y de razonamiento de un ecuatoriano de la media, es comparable con los cubanos de la más baja.

Por otro lado es verdad que somos escandalosos, pero las diferencias irreconciliables están más bien porque entre los ecuatorianos el HP esta a 2×1.

Alejandro

8 junio, 2015

No entiendo de que se quejan si tienen costumbre de violar a sus ñañas y despues matarlas.yo vivi tres años alli y fueron bien malos todo el mundo los que nos quieren es jamar y chantejear con emigración.otra cosa muchos cubanod han entrado dinero a ese pais que han vendido todo en cuba para eso.y saben que son unos anormales riendole la gracia a su presidente.parese no seben lo que es la escuelita de castro.ya haste cdr les van a meter.

Escribo acá porque siento la obligación de hacerlo después de leer algunos comentarios. Soy el entrevistado de la entrevista, que amablemente propició Yisell. No pretendo ser la última opinión sobre el tema. Pero creo importante decir que con la mismas pasión que debemos rechazar las expresiones de discriminación sobre los migrantes cubanos, debemos desterrar la discriminación -de cualquier tipo-, como forma de defensa para exigir nuestros derechos. La estigmatización de la población ecuatoriana, no solo es lamentable desde todo punto de vista, sino que además es irresponsable especialmente en un momento en que se está discutiendo en la Asamblea Nacional la Ley Orgánica de Movilidad Humana. La discriminación no puede ser nunca la vía para generar contextos de inclusión y acabar con la intolerancia. Respeto siempre. Entiendo sobradamente que hay mucha gente con testimonios muy duros. Pero seamos coherentes; desterremos toda discriminación. Y si queremos reivindicar con justicia esa noción de lo que llamamos cubanía, entonces no olvidemos la receta de José Martí para “con el cruel que me arranca el corazón con que vivo”: rosa blanca. Un abrazo.

Rosa Lina Crombet Oñate

8 junio, 2015

es lo mismo que pasa con los orientales en Cuba! En Oriente, existen diferentes clases sociales aunque no lo crean, la alta, la media alta, media, y la baja. Hay habaneros que son de la baja y por tanto NO pueden conocer a la clase media alta y mucho menos a la clase alta oriental. Pues cada persona se relaciona con los de su clase!
Envidian a los orientales porque siendo las ùltimas provincias, estàn muy adelantadas culturalmente, igualando a la capital habanera. Pocos sabemos el por què?Debido al poco estudio de la genètica que los cubanos hacen! Explicarè el desarrollo natural de la cultura oriental cubana, es simplemente por la emigraciòn francesa en siglos anteriores a las prov orientales. Cuando la revoluciòn de Haitì, los franceses huyeron refugiandose en la parte oriental de Cuba, trayendo como consecuencia el gran desarrollo cultura pues como espero que sepan Francia es uno de los paìses con mayor cultura. Como ven la descendencia francesa en Oriente es tan grande que casi todos los apellidos son franceses.
Ahora siguiendo la genètica, Ecuador es paìs mayormente indìgena, la idiosincràsia del indio es menos ruidosa, menos hablador, con costumbres diferente al cubano que con su mezcla de europeo con africanos, no se parecen en nada! Ellos estàn en su territorio, siempre han sido discriminados por los blancos, no quieren ver màs blancos llegando a su paìs a tratar de mayoriarlos!

NiñoQueNolloraNoMama

8 junio, 2015

Todo inmigrante es discriminado, pues le quitará un puesto de trabajo a un nativo, o le robará a un nativo o será una carga para el estado, o etc…
En el caso del cubano, lo triste es tener que emigrar de su país, en masa.

Saludos,

martha

9 junio, 2015

Hay una realidad, el Cubano que sale de su País hoy, sale con una mentalidad muy equivocada, piensan que vivir en el Exterior, es la Gloria, que conseguirás un buen trabajo, con salarios que exigen mucho mayores que los que les pagan en el País a los Nacionales. Eso pasa. Les digo, la vida esta muy difícil en cualquier lugar del Mundo. y muchas personas emigran en busca de mejores condiciones,. Ahora hay una realidad, y aunque es dolorosa hay que reconocerla, hay personas que estudiaron en Cuba, pero pero su educación se les quedó en los pies.Se expresan muy mal, y sus actividades, en busca de una vida fácil, es denigrante,y no es el patrón que existe en esa pequeña Isla, que ha educado a su Pueblo en el sacrificio, y en la búsqueda de soluciones a los miles de problemas que a diario se han presentado y que son muchos los jóvenes que con sus invenciones han sabido dar de sí, para resolver los problemas. Cierto es y gracias a Dios que esa no es la mayoría, y de eso estoy segura, pues , al menos los Cubanos de mi generación , son muy respetuosos y se cuidan mucho al expresarse. Es lamentable que den esa imagen en ese País hermano.

Nélida

9 junio, 2015

Estoy de acuerdo con lo que dice Martha, desgraciadamente la imagen que dan algunos cubanos en el extranjero da pena, a pesar que muchas veces son profesionales, sus actitudes no son agradables, son arrogantes, prepotentes y se creen superiores a los demás, incluso se creen superiores a los propios nativos y dueños del país que los acogió.

Primero que todo, las gracias a Yisell, porque he estado buscando la forma de escribir algo al respecto de la emigración cubana en Ecuador. Quisiera conocer a Ahmed personalmente, espero me contacte 0998208216. Actualmente resido en Ecuador, un país hermoso y acogedor, y desde mi visión humana y periodística valoro que la emigración cubana aquí es muy heterogénea, como lo son todas las migraciones extranjera y como lo son los ecuatorianos. Lo cierto es que hay un gran número de competentes profesionales cubanos y gente que nada tiene que ver con el imaginario construido hacia los cubanos en este país parte de algunos ecuatorianos, quienes juzgan desde diferentes aristas a los cubanos. Conozco a muchos nacionales que reconocen esa heterogeneidad, están consientes que los cubanos no son por regla vulgares y delincuentes. Además, más de uno le ha abierto su casa a un cubano y no siempre, tristemente, estos han sido condicionales en gratitud, otros, en cambio, sí.
Por otra parte, ciertamente aflora en no pocos cubanos un sentido de vanidad, arrogancia y de creerse superior en conocimientos y cultura a los ecuatorianos, actitud ignorante, y también una actitud infundada por aquello de que Cuba goza con el mejor sistema de educación, entiéndase instrucción, de América Latina, algo que quizás en cifra puede ser, no estoy seguro que en la práctica sea así. Trabajo con varios colegas ñoño y me han demostrado su preparación, conocimiento y profesionalidad, adquirido desde una base educacional y fortalecida en las universidades de este país. Tienen, incluso, una visión política que no he encontrado en muchos cubanos profesionales. Por otra parte, hay diferencias socioculturales muy marcadas y otras similares, la cual no ha sido asimilada por algunos cubanos, pues no son tolerantes, juzgando incluso en patio ajeno con la mayor desfachatez, precisamente al creerse mejores ciudadanos del mundo, con lo cual demuestran una incultura supina.
Enhorabuena ya se viabilizó la nueva Ley de Movilidad Humana, mediante la cual Ecuador demuestra su grandeza de país en desarrollo para con el extranjero, que no son solo los cubanos, en mayor cantidad hay colombianos, chinos, africanos y europeos de diferentes naciones, y cada día crecen los venezolanos, quienes llegan a probar suerte aquí. Hablando de Venezuela, en la entrevista se habla de la suspensión de los títulos universitarios, esa medida no fue para Cuba solamente, también para Venezuela, mucha casualidad

Es un articulo o entrevista, porque su género no queda claro, bastante desafortunado. Parece sacado de algun periodico local del PCC. Bastanye descontextualizado, y una vez mas diciendo las cosas a medias tintas. Pense leer algo mas duro y no una version rosa de la realidad.

Juan Sosa

10 junio, 2015

Por favor recordemos: 1. Ecuador es el único país de América Latina que deja entrar cubanos sin visa. 2. Los mismo cubanos contribuyen a la estigmatización. ¿ A que no saben la nacionalidad de la mayoría de las chicas que trabajan en los prostíbulos elegantes de Quito ?. ¿ Se recuerdan del escándalo de los matrimonios por compromiso organizados por cubanos?. 3. Que pueden envidiar los ecuatorianos si ellos pueden acceder ( si tienen dinero ) a todo lo que en Cuba no hay.4. En que país de Latinoamérica donde haya cubanos su realidad es diferente a la de los que están en Ecuador. Todo esto del celo y de la envidia se puede reducir a la ignorancia que puedan tener algunos ecuatorianos y cubanos, la gente educada ecuatoriana o cubana no está en esas boberías. Hay un montón de historias de cubanos que viven tranquila y decentemente en Ecuador muy agradecidos por la oportunidad UNICA que dió ese país.

Yeiniel

10 junio, 2015

Soy cubano, profesional y llevo 5 meses en Ecuador.
Es una realidad que aquí somos mal mirados. Al segundo mes de estar aquí con la ayuda de un amigo que ya tenía cédula decidimos crear una empresa y resulta que al ir a la primera oferta de oficina nos rechazaron únicamente por ser cubanos. A la segunda fuimos previo acuerdo de hablar entre nosotros en inglés y así fue que resolvimos. Las causas son variadas pero no veo que se mencione en el articulo que somos objetivo de política, o sea que la oposición nos usa como lanza contra el gobierno de Correa. Si no lo creen busquen en youtube que tienen que estar los videos que se han puesto en la televisión de las barbaridades que hemos hecho aquí. No es que sea la generalidad de los casos de las personas que emigran pero es una realidad y se está usando con esos fines.
Ahora bien si tienes buenas intenciones una vez que los ecuatorianos que interactuan contigo te conocen comienzan a apreciar que no formas parte de lo que les presenta el televisor. Por citar algunos ejemplos: las personas que nos arriendan el apartamento actualmente prefiere arrendar a alguno de nuestros amigos cubanos que a un ecuatoriano, claro ya somos como familia, ademas el cubano de ley se le cae la cara por no pagar a tiempo pero el ecuatoriano culturalmente se clasifica a si mismo como tacaño. Otro ejemplo es en la oficina, la conserje de la oficina nos recibe cada mañana con un beso y una sonrisa, cosa que no hace con los nacionales porque nosotros la tratamos a ella de igual a igual, cosa que no hacen los ecuatorianos. El dueño del restaurante frente a la oficina viene de vez en cuando por la oficina a conversar y tomarse un café con nosotros y eso que le dio la mano a una cubana profesional con dinero que después mas nunca la volvió a ver. Con respeto y humildad y reconocimiento de las diferencias: culturales, históricas, fisionomicas porque no es que te ganas al otro. Es verdad que nunca se va a lograr diciéndole en la cara que tienes mejor preparación técnica que el otro.
Respecto a la educación nosotros los cubanos tenemos que acabar de entender que en Cuba se nos educa por un modelo de educación que no es común en América en general, el modelo alemán. Eso no hace a las personas mas brutas o mas inteligentes, solo hace diferente el bagaje cultural que poseemos. La afirmación mas arriba en otro comentario de que un cubano malo en la escuela es mejor que un ecuatoriano bueno no es cierta, pongan al ecuatoriano en la misma escuela que el cubano y vamos a ver si se sostiene esa idea. Es cierto y lo digo con conocimiento de causa que la imparticion de conocimientos en las universidades en Ecuador no se puede comparar con lo que se hace en las Cubanas pero eso no hace a los estudiantes menos inteligentes.
Por otra parte me gusta mas que me traten de señor y me saluden donde quiera que vaya y me traten con respeto como ocurre aquí, cosa que no tenemos allá en Cuba en ningún lado ni en las universidades. Porque tendremos mucho conocimiento pero en cultura general estamos muy jodidos.
Cuando salimos de Cuba la mayoría tenemos que salirnos de nuestra zona de confort, la mayoría tiene que pasar a su zona de aprendizaje y es una realidad a aceptar, estas en un lugar diferente pero no por ello mejor o peor.

Guarina

10 junio, 2015

Soy cubana y debo decir en honor a la verdad que debemos aprender a ser más modestos y respetuosos con los demás, especialmente cuando pertenecen al país que nos acoge. Esos son valores. En muchos casos estamos académicamente bien preparados, pero no sabemos convivir porque mostramos mucha arrogancia y eso ofende.

alexander

10 junio, 2015

Soy cubano y llegue a ecuador el dia antes de que cerraran las legalizaciones de titulos asi que imaginen mi fiasco. Pudiese decir que estoy de acuerdo con algunas cosas de las que aqui plantean pero solo propongo esta reflexion. Quienes estan mas equivocados? nosotros con 50 años de atraso en nuestros modelos econmicos, politicos y sociales o ecuador ante la historia migratoria de menos de diez años. No será una falta de educacion querer compararnos en el pais de los ecuatorianos. Miren atras y respondanse quien les tiró la mano primero, por lo general todos mis amigos dicen que fue un ecuatoriano, nosotros nos huimos entre nosotros mismos y no nos unimos de verdad por eso nos hundimos. Pensando que el cubano de al lado es del g2 porque llevamos el miedo en la sangre y nos expresamos como animalitos bajo tierra que c itica a los demas por sus desdicha en voz baja para no ser escuchado pero nos mentimos hasta nosotros mismos cuando hablamos de valentia. Por favor dejen las hipocresia y unande com valientes de vera pero no se unan entre cubanos, unanse a ecuador y olviden la historia de imigrante sufrido porque asi no vamos a lograr eliminar los estigmas nunca.

Alexander

10 junio, 2015

Estan los comentarios filtrados? El mio lo han borrado!!!! No aparece

Hoy leo esto articulo con algo de retraso, pero igual voy a comentarlo y declararme fan a Yissel y a Ahmed, que exelencia en el tema que abordan, no hay ni un apice de desvio en todo lo que exponen, me quede con ganas de leer mucho mas sobre el tema.

LAS NOTICIAS EN TU BUZÓN

Suscríbete a nuestros boletines para que estés al tanto de los artículos más relevantes publicados en OnCuba.

LAS NOTICIAS EN TU BUZÓN

Diario

Semanal

Breaking News

Publicidad

El vuelo

La caricatura